Casablanca

Casablanca (الدار البيضاء addar al-baïda en árabe clásico, dar beïda o Casa, en árabe dialectal marroquí -literalmente «la casa blanca»-) es el corazón cosmopolita, industrial y económico de Marruecos (y su ciudad más grande). El nombre de Casablanca milita en las grandes ligas del arte y de la historia mundial Del arte, porque en las listas de las mejores películas, suele ocupar el primer puesto la cinta que lleva el nombre de esta ciudad de Marruecos y en la que Humphrey Bogart llega a la cumbre de la actuación en el celuloide.

De todas las ciudades del mundo, Hollywood eligió Casablanca para inmortalizarla como el clásico enclave de sabor exótico y colonial. Los que esperen encontrar a un taciturno Humphrey Bogart en cada esquina de Casablanca se llevarán una gran decepción. Esta localidad no puede definirse ni muchisimo menos como tranquila: es la mayor urbe de Marruecos y su centro industrial; es una enorme e impetuosa metrópolis donde las chilabas (prenda tradicional) marroquíes parecen fuera de lugar ante la masiva presencia de los elegantes trajes propios de Occidente y las gafas de sol de marca.

Esta ciudad tiene un gran peso en la historia de la humanidad porque aquí se realizó en 1943 la trascendental reunión entre Roosevelt y Churchill, en la que se decidió la invasión del Día D a Europa. Los servicios secretos de Hitler fueron engañados y creyeron que esta se llevaría a cabo en la Casa Blanca de Washington y no en la Casablanca, de Marruecos.

La moderna ciudad de Casablanca fue fundada por pescadores bereberes en el siglo 10 y utilizada posteriormente por los fenicios, romanos y los Merenides como puerto estratégico que tenía por nombre Anfa. Los portugueses lo destruyeron y reconstruyeron bajo el nombre de Casa Branca, para abandonarlo después del gran terremoto en 1755. El sultán de Marruecos reconstruyó la ciudad como Daru l-Badya y se le dio su nombre actual de Casablanca por los comerciantes españoles que establecieron bases comerciales allí. Los franceses ocuparon la ciudad en 1907, y establecieron el protectorado en 1912 que fue cuando se inicio la construcción de la ville nouvelle, sin embargo, obtuvo la independencia con el resto del país en  el1956.

Centro de Casablanca

Casablanca es la ciudad más grande de Marruecos con una población de casi 4 millones de habitantes y también cuenta con el puerto artificial más grande del mundo, aunque no tiene servicio de ferry de ningún tipo. Casablanca es también la más liberal y progresista de las ciudades de Marruecos. Los jovenes coquetean sin ningun reparo con chicas ligeritas de ropa, las marcas de diseño son la norma en los barrios adinerados de la ciudad y gran parte de la juventud marroquí habla exclusivamente en francés.

Pero no todo el mundo está viviendo el sueño de Casablanca. Decenas de miles de marroquíes que huyeron de las zonas rurales del interior devastado por la sequía en busca de trabajo en la ciudad donde estan luchando con altas tasas de desempleo y carestía de la vivienda. La pobreza, prevalece en los barrios pobres en las afueras de la ciudad, ha llevado a altos índices de delincuencia, el consumo de drogas, la prostitución y el crecimiento del islamismo.

Calles de Casablanca

Casablanca es una mezcla de los extremos de Marruecos.

Esta ciudad portuaria sufría una grave decadencia hasta que los franceses, cuando convirtieron Marruecos en su Protectorado en 1912, decidieron restaurarla y construyeron grandes avenidas, parques públicos e imponentes edificios civiles de estilo morisco. La medina o barrio antiguo de Casablanca merece una visita, y la mezquita de Hassan II es una de las más grandes del mundo. En la plaza Mohammed V se encuentran los ejemplos más impresionantes de arquitectura morisca. Casablanca comparte el aeropuerto Mohammed V con Rabat, en el que se programan vuelos regulares desde y hacia Europa y Oriente Medio.

Casablanca es una gran metrópolis y puede ser algo desconcertante para el turista. Sin embargo, una vez situados en el centro de la ciudad es relativamente fácil de orientarse.

Rue Mohamed V Casablanca

El centro de la ciudad se encuentra en la Plaza Mohammed V, y la mayoría de restaurantes, bares y hoteles se encuentran a poca distancia de aquí. La antigua medina se encuentra a pocas calles al norte, la Medina Nueva (también llamada Habbous) está más al sur.  Al oeste a lo largo de la Corniche se encuentra el suburbio de la playa de Ain Diab

Cómo moverse

Para desplazarse por la ciudad puede tomar un petit taxi en cualquier lugar – el viaje promedio no debería costar más de 6DH. Por el barrio de Ain Diab, la tarifa es de alrededor de 18 dH. Tenga en cuenta que los taxistas cobran un 50% como suplemento durante la noche.

Los autobuses urbanos son útiles en Casablanca, pero pueden ser un poco incomodos sobre todo en horas puntas. Los trayectos útiles a tener en cuenta son: N. ° 15 de la Place Oued el Makhzine a la mezquita de Hassan II y el Nº 9 en la misma parada de Ain Diab.

Qué ver en Casablanca – Turismo en Casablanca

Mezquita Hassan II

  • Pese a que en el resto de Marruecos no esta permitido el acceso por los no musulmanes a las mezquitas, la visita a la Gran Mezquita de Hassan II están permitidas solo con visitas guiadas. La entrada cuesta diez euros, pero el gasto merece la pena para poder admirar el segundo edificio religioso más grande del mundo después de la Meca.
  • Darse una vuelta por el Paseo de la Corniche hasta el faro el Hank, debería ser obligatorio. En la zona hay numerosos restaurantes que sirven una excelente comida y por la noche es uno de los puntos con más ambiente para salir a tomar una copa.
  • Ir de compras por el zoco del barrio de los Habbous.
  • Tomarse un descanso en el Parque de la Liga Árabe.
  • Adrentrarse en la medina antigua de Casablanca. Aunque tiene fama de peligrosa, no hay que exagerar. Un recorrido que nos lleve hasta la plaza de Sidi-Bou-Smara hará las delicias de cualquier viajero viendo la antigua Casablanca encerrada entre sus murallas.
  • El Santuario de Sidi Abderrahman está construido sobre una roca en la costa, mucho más allá de La Corniche, y sólo es accesible en marea baja. El propio templo no es posible visitarlo por los no musulmanes, pero a los visitantes se les permite explorar la pequeña, medina-como barrio que ha surgido en torno a ella.
  • Mahkama du Pacha Se trata de un edificio hispano-árabe compuesto por más de 60 habitaciones adornadas con techos de madera y estucos y azulejos. Anque la entrada es gratis no es sencillo entrar. Necesita encontrar un guía que le acompañe. Pregunte a su alrededor – especialmente si habla algo de francés – vale la pena.  (Horario: de lunes a sábado 08:00-12:00 y 14:00-18:00) Para llegar hasta allí tome el autobús 81 en el Boulevard de París.
  • Oficina Central de Correos venga para enviar sus cartas con un estilo único Construido en 1918 la fachada de este edificio se compone tanto de formas redondas como rectangulares.  Tiene unos preciosos mosaicos.
  • Rêve de Mon oeil. Esta galería de arte exhibe una extraña colección de esculturas modernas de artistas de todo Marruecos. 
  • La plaza Octogonal. Este es uno de los mejores lugares del Marruecos moderno. Los hombres de negocios vienen en masa a la hora de comer para almorzar bajo el sol en la plaza de la ciudad moderna. Buen lugar para tomar fotografías
  • El Museo Judío de Casablanca es el único Museo Judío no sólo de Marruecos, si no de todo el mundo musulmán. Es un recurso importante que demuestra la importancia de la herencia judía a lo largo de la historia de Marruecos. El Museo está ubicado en un edificio moderno y luminoso en el barrio de Oasis, a cinco kilómetros al sur de Casablanca. Se exhiben antiguos libros judíos marroquíes y pergaminos, trajes tradicionales así como elementos sacramentales. También encontrará fotografías de antiguos cementerios judíos, sinagogas, como Ibn Dannan en Fez y en Ifrane, en el Anti-Atlas. El Museo Judío de Casablanca está situado en 81, Rue Jules Chasseur Gros, justo fuera de la ciudad. Abierto de lunes a viernes de 11:00 a 17:00, la entrada es 30dh.

Seguridad

Casi todas las atracciones para visitar en Casablanca se encuentran el norte de la ciudad, muchos mapas turisticos no muestran la zona sur de esta extensa metropolis. Su sentido común evitará el 99% de los problemas, no muestre grandes cantidades de dinero en efectivo en público.

Aunque el problema de los falsos guías es menor aquí que en el resto de ciudades marroquíes andese con ojo cerca de la Vieja Medina.
No es aconsejable andar solo en Casablanca por la noche.

Vida Nocturna

La vida nocturna en Casablanca tiene críticas de todo tipo.  Las mujeres pueden sentirse un poco incómodas con la multitud de varones en algunos bares y discotecas de la ciudad. Pero si rebusca un poco, encontrará algunos puntos excelentes para beber, bailar, conocer gente y pasar un rato agradable.

Algunos clubs se inundan de prostitutas por la noche. Tenga cuidado por que las leyes en marruecos castigan la prostitucion.

Si usted quiere tomar una copa en su habitación de hotel, supermercados como Acima y Marjane disponen de una gran variedad de licores y vinos, aunque la variedad de cervezas es bastante escasa. Los mejores lugares para tomar alcohol, son los restaurantes de estilo europeo, que normalmente tienen una buena variedad, o los bares de los hoteles, que son, más seguros y más tranquilos. Hay muchas discotecas de estilo occidental en los barrios Maarif y Gironde.  Tienen un coste alrededor de 100 dirhams por cabeza, será la mitad si se visita en las horas felices que suelen ser de 7PMto 23:00. Algunos de los pubs para visitar son Tiger House, La Notte.

  • Kasbar, 7 Rue Najib Mahfoud, Gauthier (en una calle entre el Blvd. Mohammed V y Souktani Blvd..),  212 022 20 47 47. Un lugar oscuro y con buen ambiente para tomar una copa o cenar.
  • La Bodega, Rue Mohammed 5 (Cerca del centro de la ciudad y la vieja medina). Un bar de tapas español, bastante original.  Es bastante caro y sólo frecuentado por los turistas.
  • Café de Rick

Dónde Comprar

  • Casablanca es uno de los lugares menos interesantes para hacer compras de todo Marruecos. Alrededor de la antigua Medina es fácil encontrar lugares de venta de productos tradicionales marroquíes, como tajines, cerámica, artículos de cuero, pipas de agua (Narguilas)… pero es todo para los turistas. Si tiene pensado visitar otras ciudades, es mucho mejor que esperar hasta que esté en Fez donde podrá negociar con alguien que vende las cosas por igual a marroquíes y turistas.
  • Dicho esto, el barrio de Maarif (cerca del doble en el centro) tiene muchas marcas conocidas cadenas de moda europeas y americanas, como Zara. Gafas de diseñadores, zapatos de cuero, y “genuinos” cinturones, bolsos y camisetas se puede obtener a precios de ganga.
  • El barrio de Derb Ghalef tiene un gran zoco que no es para los débiles de corazón. Un grupo de puestos pequeños, cada una de ellos cargado de teléfonos móviles, relojes, ropa de marca… etc. Las tiendas están separadas por callejones con no más de tres metros de anchura, algunas de las cuales sirven como canales dedesagüe.  Hay muchos puestos de zumo de frutas, que hacen de el un buen lugar para reagruparse y planear su excursión.  Los dueños de los puestos son, por supuesto, los reyes del regateo, con lo cual, sin un buen control sobre el árabe y la negociación, es muy probable que pague por el objeto mucho más de lo que vale.
  • Un Hammam en Casablanca Solidarite Feminine , 4, rue Ahmed Chowki, Palmier , 022-99-23-94 . Si desea probar un  baño turco , puede aprovehar y  acercase por este Hamman.

Dónde Comer

  • La Cigale, Este bar es un lugar modesto cerca del Parque de la Liga Árabe, con un restaurante en frente que sólo sirve comida rapida (bocadillos de salchichas o kefta, ensaladas y cosas por el estilo.) La barra en la parte posterior está más concurrida y tiene música en vivo casi todas las noches. La cerveza se sirve con un plato de aceitunas o palomitas de maíz, y es uno de los pocos bares de estilo marroquí, donde las mujeres pueden beber en paz. Vinos y licores estan en su menú, pero sólo cuando se come en el restaurante.
  • Pastelería Benis, Quartier Habous. Este lugar es famoso por tener algunos de los mejores pasteles de Marruecos. Pruebe aquí uno de sus famosos Cuernos de Gacelas. También debe probar aquí la Bastilla (uno de los platos más lujosos y prestigiosos de la gastronomía marroquí)  debe de reservar con antelación (05 22 30 30 25).
  • Au Petit Poucet, en el 86 del Bulevar Mohammed V, es una tradición en Casablanca desde el 1920. Ofrece excelente comida francesa
  • El-Mounia, 95 ruedu Prince Moulay Abdellah, ofrece platillos refinados y un pintoresco patio interior. De precio moderado
  • La Corrida, 59 Rue el Araar, ☎ +212 (0) 22 27 81 55. Desde el exterior, es fácil pasar por alto este restaurante, pero busque el cartelito rodeado de luces. Cuenta con un patio al aire libre muy agradable, pero el interior es la principal atracción.  Está decorado tipo taurino y tiene una parte del local iluminado con luz de las velas que le da un toque muy intimo. Tienen muy buena sangría, y menú de tapas (que cambia todos los días). Los mariscos son su especialidad, y los mejillones al vapor no se los debe perder.
  •  Taverne du Dauphin, 115 Blvd. Felix Houphouet, ☎ +212 (0) 22 22 12 00. Un lugar para comer marisco a poca distancia de la antigua medina, el puerto, y el Parque de la Liga Árabe, este lugar es comun verlo abarrotado en las comidas. Una excelente selección de pescados y mariscos y una de las selecciones más amplias de cerveza de todo Marruecos (aunque eso es sólo 5 ó 6 cervezas diferentes) con lo cual, hacen de este lugar un sitio muy popular para los almuerzos. El pescado es fresco y los mariscos (ostras, mejillones y otros) deliciosos.
  • Le Kobe D’Or, 9 Rue Abou El Salt Andaloussi (justo al lado de Brahim Roudani), ☎ 212 (0) 22 98 07 25.  Un restaurante asiático que es difícil pasar por alto, ya que tiene un enorme letrero de neón rojo.  El interior está muy bien decorado en color rojo oscuro, con un montón de espejos y detalles asiáticos. Es un buen lugar para una merienda rápida cerca de la Maarif (Zona Comercial).
  • La Sqala, Blvd.. Des Almohades, ☎ +212 (0) 22 26 09 60. Construido en los restos de una antigua fortaleza, este lugar merece la pena de visitar tanto como visita cultural como para tomar almorzar. Está en las afueras de la antigua medina, tiene una bonita decoración como fortaleza, con cañones, es limpio para comer y tiene un ambiente muy agradable. El ambiente es turistico. Algunos platos son vegetarianos y veganos.
  • Al Mounia, 95 Rue Príncipe Moulay Abdallah, ☎ 212 (0) 22 22 26 69. Este restaurante tiene un estupendo patio con un arbol centenario. El principal inconveniente es que, dado que este restaurante está en la lista en la mayoría de guías turísticas, se llena de turistas desde muy temprano.  La cocina es sobre todo comida tradicional marroquí, con algunos de los mejores cuscús de el país. También hay una extensa lista de vinos.
  • La Cocina, 55, Rue Mustapha El Manfalouti, Gauthier, uno de 20m Zerktouni, ☎ +212 (0) 522 463 369. El auténtico sabor español en Casablanca.Situado en el centro de Casablanca, este restaurante ofrece una variedad de platos españoles, arroz y paellas y una gran selección de auténticas tapas españolas y locales con vinos y cervezas de importación.  Abierto desde el mediodía hasta la medianoche, sin interrupción, su agradable decoración y un servicio amable hace que sea una necesidad conocerlo en su visita a Casablanca.

Viajes a Marruecos desde Casablanca

Si tienes pensado visitar Casablanca y deseas iniciar desde aquí tu ruta por Marruecos os ofrecemos numerosos circuitos por Marruecos con salida desde la ciudad de Casablanca con recorridos que incluyen las principales ciudades y destinos turísticos de Marruecos, como pueden ser las ciudades imperiales, las más bellas ciudades de la costa atlántica país, pueblos con encanto, el desierto del sahara, pasajes áridos, fortificaciones y pueblos bereberes,  dunas de arena y las más inhóspitas tierras. Encuentra los mejores viajes Marruecos y reserva el circuito que mejor se adapte a tus necesidades y Si el circuito no se adapta a vuestros intereses o gustos, pídenos tu viaje a medida, solicita información y disfruta de un viaje a medida que nunca olvidarás.

Alojamiento

En Casablanca existen diferentes tipos de alojamiento, los que más atraen por su decoración, que recuerdan a la época imperial más refinada, son los riads. El Riad es una casa o antiguo palacio construido alrededor de un jardín. En el siguiente cuadro de busqueda podrá buscar y reservar hoteles en Casablanca al mejor precio.

El Cairo

Consejos o Recomendaciones para viajar a Egipto 2016: Es Seguro y Recomendable

Lista de consejos básicos y recomendaciones importantes para viajar a Egipto, que consideramos interesantes

 

¿Es seguro o peligroso viajar a Egipto?

 

Aunque en la prensa española se empeñen en sacar solamente malas noticias sobre Egipto, e incluso falseadas, lo cierto es que a los turistas que viajan de forma organizada no les supone ningún riesgo adicional con respecto a cualquier otro destino, es decir, es tan seguro y recomendable como otros muchos países de los que nadie pone en duda su “supuesta seguridad”, incluida España. En cuanto pises el país de los faraones, te darás cuenta de que la situación no tiene nada que ver con la que has visto en las noticias de nuestro país, que dicho sea de paso, se lleva muchos de los turistas que deciden no ir a Egipto.

Desde la Revolución Egipcia, nosotros hemos seguido viajando y llevando grupos constantemente: Se puede ir y comprobar que en las zonas que visitarás nunca pasa nada y, si casualmente durante tu viaje hay alguna manifestación violenta, por ejemplo, en la famosa plaza del Tahrir… con no acercarse por allí durante esos momentos, asunto arreglado.

Como dicen que una imagen vale más que mil palabras, abajo mostramos una fotografía de uno de nuestros grupos de Semana Santa, en la citada plaza y con total calma, que es la sitiación más común ahí, aún siendo considerada una de las zonas más conflictivas:

Fotografía de nuestro grupo en la Plaza Tahrir de El Cairo - Semana Santa

Y también el vídeo las opiniones de nuestros últimos grupos de Navidad y Fin de Año 2016:
Su navegador no soporta el formato de este video.
📹 Ver más opiniones de nuestros clientes y nuestra crítica a la prensa por sus constantes noticias falseadas sobre Egipto.

Moverse o hacer visitas por libre:

 

En algunas páginas Webs recomiendan a los viajeros hacer visitas por su cuenta y no pagando a la agencia que has contratado, ya que, no es más peligroso hacerlo en Egipto que en cualquier otro país occidental. Esto es cierto pero hay que tener en cuenta varios aspectos:

 

  • Si no conoces bien los precios, en los traslados te pueden cobrar tanto o más que en la agencia, con la diferencia de que en la agencia son responsables de ti y que, normalmente, sus vehículos son de confianza, más nuevos y preparados para el turismo occidental.
  • Sin conocer el país y sus monumentos, te puedes perder muchas cosas que no te perderías con un guía. Además si los guías de tu agencia son tan buenos como los de la nuestra, la calidad del servicio y de la atención e información recibidas, será bastante superior a la que se pueda recibir de cualquier persona que se ofrezca a guiaros, sean guías oficiales o no ¿Porqué? Por que, normalmente, los buenos guías tienen un trabajo fijo y están bien pagados, pero los que no lo son o no encuentran trabajo por la escasez actual de turistas, se dedican a captar turistas para ganar algo de dinero.
  • Por los motivos del punto anterior y porque en muchas ocasiones los guías freelance engañan a los turistas e incluso llegan a ofrecerles visitas, cosa que es ilegal ya que a ellos solamente se les permite explicar en los monumentos a los que lleguen turistas sin agencia y no llevarles a otros pudiendo implicarles en un lío con la policía, os recomendamos NO CONTRATAR jamás a esos guías egipcios que van por libre, si no los conocéis de antemano. Tened especial atención a los que esperan en las puertas del Museo Egipcio de El Cairo, ya que en ocasiones se han dado casos incluso de robos a turistas por parte de alguno de estos desalmados: En concreto hay uno de habla hispana, alto y con bigote (ojo, se lo puede afeitar) que tras la visita contratada al Museo te puede ofrecer llevarte a las pirámides u otros lugares en su coche particular, después te ofrece dejar mochilas o similares en el maletero mientras se realiza otra actividad (por ejemplo comer en un restaurante local al que él os lleve) y aprovechando cualquier descuido o escusa, como ir al baño, desaparecerá llevándose vuestras cosas y dejándoos encima con alguna cuenta pendiente.

 

En resumen: Ir por libre sí, pero sabiendo lo que se hace u obtendremos un resultado peor de lo que se imaginaba. El ejemplo descrito sobre el guía del Museo Egipcio es un caso real y muy reciente.

 

No olvidar:

 

  • En el botiquín: protectores solares y antimosquitos (no es que en Egipto haya muchos, solamente es una precaución aconsejable en los cruceros). Fortasec para prevenir y evitar las diarreas. Tiritas, aspirinas, etc.
  • Ropa de fresca de algodón y calzado cómodo, preferentemente que cubra los tobillos para prevenir torceduras. Gafas de sol y sombreros.
  • Linterna: Al igual que las cámaras fotográficas no se permite utilizarlas en los museos y tumbas.
  • El dinero: Vea siempre la cotización actual de la libra egipcia (L.E.) en nuestro 💱 Conversor de Divisas. Lo más recomendable es ir con euros, que se pueden cambiar, sin comisión adicional, en cualquier banco de los hoteles o del aeropuerto. Hágalo siempre en oficinas de bancos para que le den el cambio real y no en los cruceros.
  • Compras: El regateo es esencial y hacerlo siempre con una sonrisa suele terminar en mejores precios. Negocie siempre con L.E. e imagine como si fueran euros ya que es un buen truco para acercarse a los precios reales en Egipto, otra cosa es que ustedes logren conseguirlo a ese precio, pero pueden intentar aproximarse.
  • Las propinas: Es la “costumbre nacional” el pedir dinero por casi todo y en ocasiones usted deberá dar propinas. A un maletero que le deja las maletas en la habitación puede darle de 3 a 5 L.E., a la persona que le da una toalla para secarse las manos en el servicio le bastará una libra y como norma general no dé más de 5 salvo si se trata de un guía o conductor al que desee premiar por su trabajo.
  • Bebidas alcohólicas: Son difíciles de encontrar en lugares no turísticos y además suelen ser caras. Si no quiere dejarse mucho dinero en bebidas no pida nada de importación, mejor cerveza y vino tinto locales (y digo “tinto” por no recomendarle probar otros tipos). Las cervezas egipcias son de medio litro (hay Stela, Sakkara, Luxor, etc.), son buenas y suelen costar unas 35 a 60 L.E. en hoteles 5* lujo (y hasta el doble en categorías superiores). Para vino le recomendamos Omar Khayyam, que viene a costar unas 120 a 200 L.E. la botella, aunque hay más caros pero no siempre mejores.
  • Restaurantes: En El Cairo (y otras ciudades) hay multitud de ellos recomendables, pero nuestro favorito en el centro se llama Abu el-Sid, no muy lejos del hotel Marriot (por la parte de atrás).

 

Visitas en El Cairo:

 

Es una ciudad especial que no descansa por las noches. La principal dificultad para moverse por ella para un turista inexperto se encuentra en el tráfico que hace que cruzar una calle por primera vez sea toda una aventura.

  • En la zona centro de la ciudad podrá visitar numerosas mezquitas, la Ciudadela, el barrio copto (con entrada libre a todas sus iglesias y sinagogas) y el mercado turístico de Jan el-Jalili, así como el Museo Egipcio de El Cairo que es de visita obligada.
  • Para desplazarse al desde las afueras (zona de Guiza) al centro, se puede ir en taxi por unas 30 L.E. o también se puede contratar para todo el día entre 80 y 120 L.E. (dependiendo de la calidad del mismo y número de plazas). En cualquier caso antes de subir a un taxi debe negociar el precio, normalmente en inglés, y siempre resulta mejor hacer una primera oferta por debajo del precio final que esté dispuesto a pagar, es decir, si usted (con 2 ó 3 personas) está en Guiza y para un taxi para ir al Museo Egipcio, ofrezca unas 20 L.E. por el trayecto para que finalmente el acuerdo se quede entre 25 y 35.
  • Los trayectos a los aeropuertos son más caros y será difícil que le lleven por menos de 50 libras. En agencias de viajes locales esas libras se podrían “transformar” en euros.
  • Nunca negocie precios por persona sino para todo su grupo y si se hace por horas procure decir más de las que necesita ya que si al final se pasan del tiempo el taxista le puede pedir bastante más. Se paga siempre al final del trayecto o a la vuelta en el hotel si se hace por horas o día completo.
  • Si va al Museo Egipcio de El Cairo por libre, seguro que se ofrecen algunos guías de habla hispana: Rechace siempre a esos guías y lea los motivos en el apartado anterior para “moverse por libre”.
  • Recomendamos ir a Sakkara, Menfis y Dashur.

 

Visitas en Lúxor:

 

Normalmente en Lúxor hay poco tiempo para ver todo lo que ofrece el área, así que vamos a resumir lo principal para hacer visitas extras por la tarde y para más información llame al 956 94 79 94:

📷 Columnas del Templo de Lúxor

  • El Museo Egipcio, el de la Momificación y el Templo de Lúxor son las tres visitas que pueden realizarse hasta las 10 de la noche y además todas ellas pueden hacerse en la misma calle sin necesidad de ir en taxi (aunque hay un buen paseo desde el Templo al Museo Egipcio).
  • La mayoría de los cruceros atracan justo delante de la calle en la que encontrarán los lugares anteriores y el zoco no está mucho más lejos, así que si les dejan bajar del barco y tienen tiempo suficiente podrán realizar las visitas sin problemas, así como pasear por la ciudad o el mercado.

 

Visitas en Asuán:

 

En esta ciudad hay menos monumentos para visitar y son de más difícil acceso, además tener que contratar taxis y lanchas motoras o falucas (nunca vaya en faluca en las visitas ya que son demasiado lentas) sin saber negociar los precios, puede resultarle casi más caro que contratar visitas extras directamente con la agencia, pero si desea intentarlo las mejores opciones son las siguientes:

📷 Templo de Isis en File o Philae

Isla de File (también hay un espectáculo de luz y sonido en esta isla), Cantera de Granito, Nuevo Museo Nubio, Isla de New Kalabsha, Tumbas de los Nobles, Isla de Sehel, Isla de Elefantina y el Jardín Botánico.

 

Ir de compras:

 

Muchos te dirán que tienes que regatear para comprar cualquier cosa, pero quizá no lo hayas hecho nunca en Egipto y no quieres que te engañen demasiado o perder mucho tiempo. En ese caso nuestros consejos son los siguientes: Regatea siempre con una sonrisa en la cara y calcula lo que costaría todo en Euros, luego imagina que esos Euros son Libras Egipcias y multiplica por dos como precio límite que vas a ofrecer, comenzando a regatear por la mitad.

Por ejemplo: Quieres comprar una camisa de algodón por la que te piden inicialmente 500 L.E. (al principio siempre te pedirán una barbaridad) y, como no sabes lo que cuesta realmente, regateas y te la llevas por la mitad ¡y encima te vas tan contento/a! Gran error, debes calcular que esa camisa costaría unos 20 Euros en España, ofrecer inicialmente 20 L.E. y pagar finalmente, como mucho 40 L.E. El vendedor, tras pedir 500 y tu ofrecer 20, te dirá que ¡estás loco/a! y hará muchos aspavientos teatreros… a todo eso ni caso, le dices que “te vas y ya entontrarás a otro más razonable”. Entonces seguro que el vendedor sale detrás de ti y te hace una segunda oferta más baja, comenzando ahí el verdadero regateo. Tú subes tu oferta poco a poco hasta llegar a tu precio máximo y ahí plántate hasta que él acepte, y si no lo hace, busca realmente a otro vendedor que no se quiera hacer rico en una mañana, no pasa nada 😉

 

Cuidado con las ofertas de viajes demasiado baratas:

 

Como se decía antes “nadie regala duros a 4 pesetas” y hay que fijarse bien en el contenido de una oferta que baja demasiado los precios en relación a los de otras agencias del mercado que, como la nuestra, priman la calidad.

1º- Que los vuelos sean regulares, ya que los chárter o “especiales” son más baratos pero pueden sufrir grandes retrasos y ser de poca calidad.

Crucero del Nilo2º- Si vas en un crucero concreto que te garanticen, como hacemos nosotros, que tu camarote estará alejado de motores, es decir, por encima de la línea de flotación y, al menos, a la misma o más altura que la recepción: Salvo en temporadas altas, los camarotes inferiores son los destinados al alojamiento de los guías egipcios, ya que son los que tienen más vibraciones y olor a gasoil. En ocasiones las malas agencias pagan por esos hasta un 50% menos que los demás camarotes y luego le dicen a los clientes que “mala suerte, a alguien les tienen que tocar”. Lo cierto es que tendrás lo que has pagado, pero que te quede claro que lo que ahorras en precio lo pierdes en calidad.

3º- Nosotros confirmamos hoteles y cruceros antes del viaje: Pide que te hagan lo mismo y no “similar”, por que muchos viajeros se encuentran con grandes sorpresas al llegar a Egipto y comprobar que su precioso hotel contratado se “ha transformado” en una porquería mucho más barata.

4º- Mira con atención las visitas que incluye tu viaje y ten en cuenta que un viaje con muy pocas visitas no suele merecer demasiado la pena ¿Para qué vas a Egipto entonces? Para no ver nada mejor quedarse en casa y mucho más barato. Y si luego compras las visitas en el destino, habitualmente te saldrán más caras que habiéndolas incluido desde el principio en tu presupuesto. Pero sobretodo mira que no tengas que pagar todo el paquete de visitas allí pues, aparte de ser una forma que tiene esa agencia de evadir impuestos en España, es un dinero que debes de sumar al precio final del viaje.

5º- Que la agencia te garantice que no te van a llevar de compras continuamente: Otro truco de los “cutre-viajes” consiste en dedicar 10 minutos a una visita y 2 horas a la “fábrica de papiros” ya que no te llevan para que veas lo curioso que es fabricarlos, sino para que compres mucho más caro (van a comisión) y así recuperan parte del dinero que no has pagado por tu viaje… inicialmente.

6º- Pregunta qué tamaño puede llegar a tener tu grupo: No es lo mismo un guía para 10 personas, caso de nuestros viajes, que para 50 y naturalmente tampoco cuesta lo mismo.

Para concretar: No te creas el lema del Lidl “La calidad no es cara”. La calidad sí es cara y hay que saber apreciar las diferencias que te ofrecen por escrito, ya que de palabra todos te asegurarán que tendrás lo mismo pero, al final nunca es así. En definitiva, si no quieres volver cabreado/a de tu experiencia en Egipto, busca la mejor relación calidad-precio y no solamente el precio, o tus vacaciones se pueden transformar en una pesadilla.

París

Qué ver en París

París cuenta con tantos atractivos que puede resultar difícil saber por dónde empezar a planificar qué cosas vamos a ver. ¿Qué ver en París? Para que te sea más sencillo organizarlo, hemos recopilado en este artículo todos los monumentos y lugares de interés que visitar en París.

Monumentos más famosos

Los que no te puedes perder por nada del mundo; los que tienes que ver si vas a estar poco tiempo en la ciudad.

La Torre Eiffel

La Torre Eiffel.

La Torre Eiffel

El icono de París por excelencia tiene casi 300 metros de altura, está hecho de hierro y se erige sobre los jardines del Campo de Marte. Frente a todas sus iglesias y museos, la Torre Eiffel presume de ser el monumento más visitado de París y a pesar de las colas y las hordas de turistas que hay en cualquier época del año, hay que subir hasta su mirador superior para deleiterase con las vistas más espectaculares de la capital francesa.

La Catedral de Notre Dame

Catedral de Notre Dame

Catedral de Notre Dame.

Famosa por las gárgolas que custodian sus torres, la bellísima Catedral de Notre Dame continúa siendo el centro de atención de la Île de la Cité y una de las catedrales góticas más antiguas de Europa. Testigo desde hace siglos de de coronaciones y bodas reales, la Catedral de Notre Dame es una de esas visitas que no te puedes perder en París.

El Arco del Triunfo

Arco del Triunfo de París

Arco del Triunfo de París.

Construido a consecuencia de los delirios de grandeza de Napoléon, este arco de 50 metros de altura situado en un extremo de los Campos Elíseos constituye uno de los mejores miradores de la ciudad y es uno de los mejores ejemplos de Europa de arquitectura conmemorativa.

Basílica del Sagrado Corazón (Sacré Coeur)

En el punto más alto de Montmartre se divisa esta basílica de blancas cúpulas y estilo bizantino. A nadie, ni siquiera a los propios parisinos, le queda claro si es bonita o espantosa, pues desentona completamente con el resto de la ciudad,  pero lo cierto es que su interior de grandes dimensiones impresiona y contemplar París al caer la tarde desde allí es más que recomendable. Además, es la puerta de entrada al pintoresco barrio de Montmartre.

Campos Elíseos

Los casi dos kilómetros que unen el Arco del Triunfo con la Plaza de la Concordia son conocidos como los Campos Elíseos de París. Les Champs-Élysées es, para muchos, la avenida más hermosa de Europa; gustos aparte, lo que es seguro es que es la más exclusiva, pues concentra un gran número de tiendas de diseño y firmas de lujo que discurren paralelas a sus hileras de árboles, por las que han desfilado desde los tanques franceses tras la liberación de París en la Segunda Guerra Mundial hasta los ciclistas participantes del tour de Francia.

Los más populares

Sainte Chapelle

Esta pequeña capilla gótica es, sin duda, una de las más bellas de París. Sus impresionantes vidrieras de colores se extienden hasta el techo creando un ambiente místico inolvidable.

Museo del Louvre

Masivo, abrumador y absolutamente imprescindible. El Museo del Louvre es una visita (o varias) obligada en París y toda una institución de los museos: si te gusta la historia, te apasionarán las salas dedicadas al arte asirio, islámico o medieval; en el Louvre te esperan también la enigmática sonrisa de la Mona Lisa de Leonardo da Vinci o la imponente Victoria de Samotracia. El Louvre es el museo de arte más visitado del mundo… y cuando tengas la oportunidad de recorrerlo, comprenderás por qué.

Museo de Orsay

Al Musée d’Orsay bien podríamos llamarlo el “Museo del Impresionismo”, pues custodia una buena parte de las principales obras de este período. Ubicado sobre una antigua estación de ferrocarril, en sus galerías se dan cita cuadros de Renoir, Monet y Van Gogh; de Gauguin, Corot y Matisse, entre otros muchos maestros de la pintura que atraen a cientos de miles de visitantes cada año. Y es que por algo está considerado como uno de los museos más importantes del mundo en su género.

Moulin Rouge

El Moulin Rouge acoge, todavía hoy, espectáculos de cabaret y del can-can francés, que nació sobre este escenario hace ya casi un siglo. El pequeño molino rojo ha celebrado recientemente su 125 cumpleaños y continúa siendo el icono y punto de reunión favorito del descarado barrio rojo de Pigalle.

Los Inválidos

Este enorme mausoleo fue construido en el siglo XVII para albergar las tumbas de los soldados y generales caídos por Francia; de entre todas ellas, la más famosa es la tumba de Napoleón, cuyos restos fueron trasladados aquí tras su destierro y muerte en la isla de Santa Elena. Además de los enterramiento, en Los Inválidos encontraremos otros puntos de interés, como el Museo del Ejército y la sobria Catedral de San Luis des Invalides.

Panteón de París

Considerado uno de los primeros monumentos de estilo neoclásico de la ciudad, el Panteón de París es una de las visitas más interesantes de la ciudad. En él se encuentran enterrados grandes protagonistas de la historia y las artes francesas, como Alejandro Dumas, autor de Los Tres Mosqueteros, Victor Hugo, Voltaire, Marie Curie o Émile Zola. Además, fue el lugar donde se instaló el péndulo de Foucault por primera vez. ¿Quieres conocerlo?

Ópera Garnier

Barroca y excesiva, la Ópera Garnier fue construida a finales del XIX para uso y disfrute de la rica aristocracia parisina. No es de extrañar que sus paredes cubiertas de pan de oro y sus opulentos techos sirvieran de inspiración para la novela El Fantasma de la Ópera, al que Gastón Leroux ocultaba por sus rincones aterrorizando a los que acudían a disfrutar del espectáculo y, especialmente, a su amada Christine.

Otros lugares de interés

Si vais a estar al menos dos o tres días en París, os aconsejamos echar un vistazo a los siguientes lugares:

Cementerio de Père-Lachaise

El Père-Lachaise es el mayor cementerio de París y probablemente uno de los más famosos de Europa. Su nombre hace homenaje al confesor del llamado Rey Sol, Luis XIV, y en él se encuentran enterrados personajes tan famosos como María Callas, Oscar Wilde, Édith Piaf, Honoré de Balzac o Jim Morrison, el cantante de The Doors. Os invitamos a adentraros en sus hileras de tumbas para descubrir uno de los lugares más fascinantes de París.

La Conciergerie

Residencia real durante la Edad Media reconvertida en prisión en el siglo XIV, la Conciergerie albergó a algunos de los presos más famosos de la Revolución Francesa, como la reina María Antonieta. Hoy es sede del tribunal de justicia y parte de sus instalaciones están abiertas al público, que puede conocer por dentro uno de los edificios históricos más relevantes de París.

Galerías Lafayette

Además de todo tipo de marcas y corners que harán las delicias de cualquier adicto a las compras, las Galerías Lafayette tienen dos elementos que las convierten en una visita imprescindible en París: su terraza, que constituye un magnífico mirador, y su inmensa cúpula de metal y cristales de colores, una auténtica maravilla arquitectónica.

Jardines de Luxemburgo

París cuenta con un buen número de parques y jardines, pero sin duda los Jardines de Luxemburgo son unos de los más bonitos. Con un gran estanque central rodeado de cuidadas flores y plantas, sentarse en alguna de sus sillas verdes a ver pasar la vida con el Palacio de Luxemburgo de fondo es uno de los pasatiempos favoritos de los parisinos.

Palacio de Versalles

La catedral del exceso, el lujo y la ostentación que les costó la cabeza al rey Luis XIV y a su querida María Antonieta se encuentra en las afueras de París. Ninguna visita a París estaría completa sin dedicar un día a recorrer los jardines del Palacio Versalles, sin perderse por el evocador hameau (aldea) de la reina o sin sentirse un poco frívolo contemplándose a uno mismo en la Galería de los Espejos.

Plaza de la Bastilla

Puede que no sea la plaza más bonita de París, pero sí la más famosa. El 14 de julio de 1789 esta antigua fortaleza fue tomada por los revolucionarios franceses y desde entonces se convirtió en un lugar emblemático de la capital francesa.

Venecia

que ver en Venecia

Qué ver en Venecia: Lugares turísticos

En este post os recomiendo los 10 lugares imprescindibles de que ver en Venecia y que no te puedes perder:

Plaza de San marcos 

Es uno de los lugares más bonitos de Venecia, pero es difícil disfrutar de esta plaza sin gente. Siempre está abarrotada de turistas y palomas, pero todo tiene su por qué.

Rodeada de edificios ilustres, la Plaza de San Marcos es el centro neurálgico y uno de los imprescindibles que visitar en Venecia.

En ella podemos disfrutar de la espectacular Basílica de San Marcos con su espectacular Campanile de 100 metros de altura, así como decenas de cafeterías al aire libre y tiendecitas donde puedes encontrar artículos que no te imaginas.

Si tienes que elegir entre todos los lugares de Venecia para ver, la Plaza de San Marcos sería el monumento favorito.

lugares para visitar en Venecia

✅ Si no quieres perder el tiempo haciendo colas (que en la Basílica siempre hay muchísima gente) y poder disfrutar por dentro de la Basílica de San Marcos y del Palacio Ducal, te aconsejo éste de Civitatis que tiene muy buena relación calidad-precio. Incluye:

  • Visita guiada en español por Venecia
  • Visita guiada en español en la Basílica de San Marcos y el Palacio Ducal
  • Si quieres, puedes hacer gratis una visita a la isla de Burano

¡Super completo y barato! ✅ Puedes reservarlo aquí.

Palacio Ducal

Palacio de arquitectura gótica y destaca por guardar pinturas de Tintoretto y Veronese, es uno de los monumentos importantes de Venecia.

Lo que poca gente conoce de este lugar, son las celdas que se esconden en el sótano del Palacio y desde done se escapó el famoso Casanova y huyó corriendo por los tejados de Venecia.

vacaciones en Venecia


San Giorgio Maggiore 

Si buscas monumentos de Venecia imprescindibles, esta pequeña isla de San Giorgio Maggiore, situada al final del Gran Canal en dirección a la Plaza de San Marcos, es uno de ellos.

En ella, se estableció en el año 982 el monasterio de San Giorgio con su famosa basílica; si bien, actualmente es un centro de arte de la Fundación Giorgio Cini.

sitios para visitar en Venecia

Santa Maria de la Salute

Iglesia que sobresale en el paisaje de Venecia. Si te encuentras en la Plaza de San Marcos y miras al frente, no tiene pérdida.

Es una preciosidad, con su enorme cúpula  que domina el horizonte veneciano y uno de los atardeceres más bonitos de la ciudad. Sin duda, uno de los lugares de Venecia que te van a sorprender

Puente de los suspiros 

Cuenta la leyenda, que las mujeres recorrían los canales alrededor del Palacio Ducal cuando era una prisión, y suspiraban por los hombres encarcelados; lo que ha dado el nombre al famoso Puente de los Suspiros.

Es uno de los lugares turísticos de Venecia que no te puedes perder. ¡Y una foto en el puente es un básico! ?

Gran Canal

10 Lugares Imprescindibles que Ver en Venecia

El de Rialto, es el puente más importante que cruza el Gran Canal de Venecia. Desde el mismo puedes disfrutar de unas increíbles vistas del Canal, uno de los mejores paisajes de Venecia, y el movimiento de taxis, góndolas y vaporettos.

Es la vía más importante de la ciudad y a los lados del Gran Canal se encuentran palacetes e iglesias que no te debes perder. Sin duda, en Venecia este es uno de los lugares de interés que no puedes perderte. ¡Uno de los imperdibles de Venecia! ?

Burano

Uno de los imprescindibles que ver en Venecia es Burano, pero también es verdad que no es uno de los sitios turísticos de Venecia, por eso, tiene todavía más encanto.

Es una isla situada a 7 km de Venecia. En 20 minutos en vaporetto has llegado y entonces te das cuenta que ha merecido la pena el viaje.

Estrechos canales repletos de colorido gracias a las casitas que los rodean, ya que sus fachadas están pintadas cada una de un color. ¡Una maravilla!

mejores lugares para visitar en Venecia

✅ Si quieres que te lleven a Burano, reservar un tour guiado en español, y despreocuparte, te recomiendo éste.  Además descubrirás las preciosas islas de Murano y Torcello. Aquí tienes toda la información.

Góndola o vaporetto 

El mejor trasporte para moverte por Venecia es el vaporetto. Si lo coges desde la estación de trenes de Santa Lucía, puede llevarte por el Gran Canal y disfrutar del movimiento veneciano hasta el alojamiento que hayas elegido. Además, es muy útil para cruzar entre barrios de la ciudad que no esté conectados con un puente.

que ver en venecia

El paseo en góndola es una experiencia única, si bien, su precio es significativamente más elevado que el vaporetto. Lo bueno de la góndola es que puede meterse entre canales y callejuelas por donde otros medios de transporte no caben y así descubrir zonas poco turísticas de la ciudad. Siempre llama la atención recorrer Venecia al son del gondolero cantando.

✅ ¿Te animas a descubrir Venecia en góndola? ¡Es algo que tienes que hacer una vez en la vida! Una buena opción es el paseo en góndola de Civitatis, que por sólo 31 euros tienes un recorrido por los canales de 35 minutos que no olvidarás nunca. Si te interesa, puedes mirar más info y reservarlo aquí.

Máscaras venecianas 

Uno de los acontecimientos más importantes de Venecia es el Carnaval. Miles de personas se disfrazan cada año y hay un complemento que nunca debe faltar: la máscara.

Su elección no es al azar, ya que cada una tiene que ir acompañada con su correspondiente disfraz. No es lo mismo vestirse de Polichinela que siempre va de blanco con la nariz pintada de rojo, que de Arlequín, con su traje de rombos y su máscara de bufón.

Los venecianos piensan en el más mínimo detalle, porque para ellos es una tradición muy importante.

¿Un consejo? Pasear por las tiendas de máscaras es una de las experiencias más interesantes que hacer en Venecia.

carnaval de Venecia

Sivilla

Si aún no has visitado la capital andaluza, te estás perdiendo lo que para muchos es una de las ciudades más bonitas del mundo. Y es que no sólo los sevillanos están orgullosos de ella, son muchos los visitantes que quedan asombrados con sus maravillas. Algún viajero  dejó constancia del carácter que la define:  “En cada halago, Sevilla se crece. Pocas ciudades del mundo son tan narcisistas y coquetas, tan presumidas y vanidosas. Y razones no le faltan.” Innumerables atractivos turísticos hacen de esta ciudad la tercera más visitada de España, y no es de extrañar por la cantidad de monumentos en Sevilla que permiten al turista viajar atrás siglos de historia. La capital hispalense cuenta con el casco histórico más grande de España y uno de los tres más grandes de Europa, junto a los de Venecia y Génova.

Si estos no son motivos suficientes para que tengas la necesidad de sentir la esencia de esta ciudad te proponemos una ruta por los 10 lugares imprescidibles para visitar en Sevilla, que hará que sucumbas a sus encantos. Estamos seguros de que nuestros consejos te llevarán por el buen camino sobre dónde comer y que ver en Sevilla en esta visita.

1. La Catedral de Sevilla y la Giralda

La Catedral de Sevilla, la tercera más grande del mundo, fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987. Conjunto monumental compuesto por la Giralda, el Patio de los Naranjos y la Capilla Real.

Es imposible no pensar en la Giralda cuando nos hablan de Sevilla, y es que es lo más representativo de esta ciudad en sus inicios era el Alminar de la antigua Mezquita de Aljama, sobre la que se construyó la Catedral y actualmente es su campanario. Desde fuera podemos contemplar los cambios que ha sufrido, ya que los dos tercios inferiores son del original Alminar de finales del s. XII, época almohade; y en el del tercio superior es notable el cambio del cristianismo en el Renacimiento, obra de Hernán Ruiz, con el campanario y su culminación con el famoso Giraldillo, escultura de bronce más grande de esta época en Europa. Como dato curioso, a pie de calle en la base de la Giralda, a ras del suelo, puedes encontrar dos lápidas romanas de mármol con inscripciones en latín, ya que los musulmanes reutilizaban materiales romanos y visigodos en sus construcciones. Nuestra recomendación es que, con mucho ánimo, subas al campanario, al que se accede a través de 35 rampas diseñadas para subir a caballo, pero desde sus 104 metros de altura podrás contemplar una panorámica de la ciudad que hace que merezca la pena el ascenso.

En la Capilla Real se encuentran sepultados el Rey San Fernando, Alfonso X el Sabio y Pedro I el Cruel, entre otros miembros de la realeza castellano-leonesa. También se encuentra la tumba de Cristóbal Colón, restos confirmados en 2006. Además de gran cantidad de pinturas de Murillo. En la entrada principal del Patio de los Naranjos cuelga el famoso “lagarto”, que cuenta con varias leyendas populares. Las cadenas que rodean la catedral también tienen su propia historia, en la antigüedad marcaban un límite entre lo sagrado y la jurisdicción civil, sirviendo a la población de asilo, ya que la justicia no podía actuar en este terreno. Para visitar la Catedral de Sevilla, la entrada general ronda los 9 euros, pero cabe la posibilidad de realizar una visita audio-guiada gratuita si reservas con anterioridad.

Tapas y mojito.

Si necesitas reponer fuerzas, Casa Morales, antigua bodega en la calle García de Vinuesa que conserva las tinajas originales, es templo del tapeo en Sevilla: la ensaladilla rusa, es una de sus especialidades. Recomendamos la terraza del hotel EME, donde poder disfrutar de sus famosos mojitos con vistas directas a la Catedral.

 

2. Real Alcázar de Sevilla

Flickr: Max Besser

Flickr: Max Besser

El Real Alcázar de Sevilla es el Palacio Real que ha estado en activo más tiempo en Europa.  Su origen data en la evolución de la antigua Hispalis Romana, y es tal y como lo conocemos ahora desde la reconquista Musulmana, con algunas integraciones de otras culturas.  Pero sería desde entonces la sede de la Corona y ámbito del poder municipal de la ciudad. Destacable el Patio de las Doncellas, de arte mudéjar andaluz. La Sala de los Reyes: Sala de Carlos V con grandes tapices, el Salón del Emperador con azulejos del s. XV y tapices flamencos, así como la habitación más importante: Salón de Embajadores, cubierta por una cúpula con adornos arabescos. Y los jardines del Alcázar con caracteres árabes, renacentistas y modernos, se compone de varias terrazas, fuentes, naranjos y palmeras. Todo ello hace un lugar propicio para el rodaje de una gran cantidad de películas y series, como ya os contamos fue uno de los escenarios donde se rodó Juego de Tronos. La entrada puede ser gratuita si se reserva con antelación.

Alta gastronomía andaluza.

Considerado uno de los mejores restaurantes en Sevilla, situado en la calle Álvarez Quintero, Casa Robles ofrece una cocina andaluza de primera. Recomendado para quienes tienen un presupuesto más elevado, pero precio y calidad van unidos en este caso.

 

3. Archivo de Indias

GoEuro-que-ver-en-Sevilla-Archivo

El Archivo General de Indias fue creado en el reinado de Carlos III, con el objetivo de centralizar la documentación de las colonias españolas, que conserva en sus más de 9 kilómetros de estanterías. Con piezas de gran valor histórico: textos autógrafos de Cristóbal Colón, Fernando de Magallanes, Vasco Núñez de Balboa, Hernán Cortés y Francisco Pizarro. También declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987, se puede visitar gratuitamente.

Vino y tapas.

Nuestra recomendación cercana a este lugar es la Bodeguita Casa Blanca, un clásico sevillano donde poder disfrutar de un buen vino. Como podrás ver tapear en Sevilla es toda una tradición, ¡todo sea probar cada estilo de este arte!

 

4. Murallas y Barrio de Santa Cruz

Flickr: Ben Garrett

Flickr: Ben Garrett

Sevilla contaba con 7 kilómetros de muralla, parte de ésta tuvo que ser derribada para el crecimiento de la ciudad, pero casi se conserva al completo. Os proponemos una ruta por Sevilla junto a la muralla desde los “intramuros”, en el interior de la ciudad que protegía, para que conozcas lugares muy especiales. Desde los Alcázares puedes adentrarte por el famoso Patio de Banderas que nos lleva hacia un pasaje de bóvedas, en el que debes echar la vista atrás, y mirar hacia la Giralda (ésta es una de las imágenes preferidas de los sevillanos). Puedes continuar hacia la Judería y el Callejón del Agua, sin duda es una de las mejores formas para descubrir el famoso Barrio de Santa Cruz. Este paseo culmina en la plaza de Santa Cruz y los famosos Jardines de Murillo. El recorrido de la muralla continúa hasta llegar al Arco y Basílica de la Macarena.

Vino y tapas.

De vuelta a nuestro próximo lugar recomendado para visitar de Sevilla, por la calle Mateos Gagos, la Taberna Álvaro Peregil es un sitio imprescindible donde hacer una parada rápida y degustar su vino de naranja o probar su montadito de “pringá”. Un bar dónde comer barato en Sevilla, con la solera y un regente muy característico que hará que te sientas como en casa. De similares características, y también muy conocido es el bar Las Columnas, con tapas caseras.

5. Torre del Oro

GoEuro-que-ver-en-Sevilla-TorredelOro

Se encuentra en el margen izquierdo del río Guadalquivir, junto a la plaza de toros de la Maestranza, ambas en el paseo Colón. Se trata de una torre almohade que cerraba el paso al Arenal mediante un tramo de muralla, que la unía con la Torre de la Plata, formando parte de las murallas de Sevilla que defendían el Alcázar. Se utilizó como una capilla y posteriormente como prisión, actualmente alberga el Museo Naval de Sevilla. Es falsa la  leyenda de que fuera un almacén del oro y la plata de América. Se llamó Torre del Oro desde la época almohade por el brillo producto del mortero de cal y paja, y su reflejo en el río.

Adobo típico y pescado frito.

Una vez en la Maestranza, si dejamos a un lado la glorieta de Curro Romero, nos adentramos al Barrio del Arenal que cuenta con infinidad de bares. Nuestra recomendación, La Bodeguita de Antonio Romero, famoso por sus montaditos de “pringá” y “el Piripi”. También es típico disfrutar de un cartucho de pescado frito, bien en el bar o para llevar, en este barrio la Freiduría el Arenal es la referencia. No te vayas de Sevilla sin probar la variante que triunfa en Andalucía, el Cazón en adobo.

 

6. Barrio de Triana

Flickr: vreimunde

Flickr: vreimunde

Situado al oeste de la ciudad, separado del casco histórico por el río Guadalquivir, barrio de marineros, obreros, alfareros e industriales. Famoso por ser la cuna de toreros, cantaores y bailaores de flamenco, con un estilo propio en este arte. Triana vio crecer artistas de la talla de: Antonio Canales, Marifé de Triana, Remedios Amaya, María Jiménez, Isabel Pantoja, Juan Belmonte, Manuela Carrasco, entre muchos otros. Seña de identidad y vía más corriente para acceder al ilustre barrio es el Puente de Isabel II, conocido como el Puente de Triana, que lo une con el centro de la ciudad. Una vez cruzado el puente nos encontramos con la Plaza del Altozano, donde destaca el monumento de Juan Belmonte, con una oquedad a la altura del pecho del torero que enmarca vistas a la Maestranza, la Torre del Oro y la Giralda, un encuadre fotográfico típico del barrio. Es indispensable un paseo a lo largo de la Calle Betis, paralela al río y que ofrece las mejores vistas al skyline sevillano del casco histórico. Una calle llena de vida tanto en el día como en la noche, frecuentada por el turismo joven. Define el carácter sevillano el uso y la decoración cerámica, es en este barrio donde  se encuentra la sede del Museo de la Cerámica, originario en 1870 como fábrica y tienda de Cerámica Santa Ana. Y el conocido Monasterio de Santa María de las Cuevas, también conocido como Monasterio de la Cartuja, referencia de la cerámica Sevillana.

Cerveza y noche de flamenco.

La Grande es una de esas cervecerías sevillanas que “se pone hasta la bandera”, y es normal, ya que puedes disfrutar de una cerveza a un precio muy económico, acompañada de una tapa de gambas frescas. Un lugar de variopinta oferta hostelera es el Mercado de Triana, en el que puedes disfrutar desde la cocina típica hasta la japonesa, además un lugar donde poder tomar el vermut, abierto incluso por la noche. Para vivir una auténtica experiencia con el flamenco y este barrio en toda su esencia, te recomendamos visitar Lo nuestro, en la calle Betis, donde cada noche hay flamenco en directo y es frecuentado por los sevillanos. Otra referencia de este arte es la Casa de Anselma, en la calle Pagés del Corro, donde es recomendable que reserves con antelación.

 

7. Barrio Alfalfa y Plaza del Salvador

La plaza del Salvador es sinónimo de mediodía con amigos y cerveza fría, centro neurálgico de lo que los sevillanos llaman “Sevillanía”. Situada en el barrio de la Alfalfa, en el corazón de la ciudad, debe su nombre a la iglesia que la preside.  Es desde sus orígenes un espacio de sociabilidad, siendo foro en la era romana. Actualmente alrededor de ella muchas cervecerías baratas (por 1 euro la cerveza) le siguen otorgando esta función social. Cada fin de semana la muchedumbre crece frente a estas cervecerías.  Y es que Sevilla se caracteriza por ser una ciudad a la que le gusta vivir tomando el sol al aire libre, siempre en compañía de amigos. Situada en la parte trasera del Ayuntamiento, en esta plaza convergen las calles más importantes de la ciudad: la Avenida de la Constitución y las calles paralelas del comercio céntrico Sierpes y Tetuán.  En este barrio otro lugar de interés turístico es la Casa de Pilatos, palacio de estilo renacentista italiano y mudéjar español, prototipo de palacio andaluz, que ha sido escenario de varias películas entre las que destaca algunas superproducciones de Hollywood: Lawrence de Arabia, La conquista del paraíso y El reino de los cielos,  más reciente es Knight and Day con Cameron Díaz y Tom Cruise.

Tapas, cerveza y salida nocturna.

Puedes disfrutar de una fresca cerveza y de las típicas almendras fritas con sal o un montadito en el bar por excelencia del Salvador: La antigua bodeguita. Cercano y de buena calidad es también el Bar Alfalfa, en la calle Candilejos. Al caer la noche el barrio de la Alfalfa también es una buena opción para salir de fiesta, muchos jóvenes universitarios se reúnen en la plaza y continúan la noche en los bares de la calle Benítez Pérez Galdós. Para acabar hasta horas muy tardías nuestra recomendación es TOKIO en la calle Cuesta del Rosario.

8. Metropol Parasol

GoEuro-que-ver-en-Sevilla-setas

El Metropol Parasol o mejor conocido como “Las setas de Sevilla”, es una obligatoria visita en la plaza de la Encarnación. La estructura fue diseñada por el alemán Jürgen Mayer, como propuesta de restauración de esta plaza, iniciada en 2005 y finalizada en 2011. De 150 x 70 metros, con una altura de 26 metros, alberga un mirador en la parte superior desde la que  se puede divisar una amplia panorámica de Sevilla, por el precio de 3 euros.  En su base cuenta con un mercado de locales comerciales y el museo Antiquarium, que contiene el yacimiento arqueológico más importante de la etapa romana de Sevilla, que se puede visitar por el precio de 2 euros.

Desayuno, comida o cena. Y el mejor helado.

En una de las calles con más encanto de la Plaza de la Encarnación, la calle Regina, se encuentra La Cacharrería que ofrece unos desayunos muy completos y suculentos. Nuestras proposiciones para la comida y la cena en esta zona se emplazan cercanas a la Plaza del Cristo Burgos, que guarda algunos secretos. En ella se encuentra la Iglesia de San Pedro, cuya fachada principal tiene una cerámica pintada en la que aparece un pequeño jilguero, casi escondido, según la tradición popular quien lo encuentre, le permitiría casarse en poco tiempo. Es algo que sólo los sevillanos conocen, como disfrutar de una buena comida en La taberna los Coloniales y del mejor helado de la ciudad en Rayas. Tampoco podemos dejar atrás el restaurante más antiguo de España El Rinconcillo, fundado en 1670 localizado detrás de la iglesia mencionada, en la calle Gerona.

 

9. Alameda de Hércules

Uno de los lugares que se escapa del carácter sevillano, sugerente escena alternativa de la ciudad. Mayor diversidad, vanguardia y cultura urbana, un aire bohemio que hace de este espacio una oferta diferente de ocio y disfrute.  La Alameda de Hércules es uno de los paseos más importantes del casco antiguo, y el jardín público más antiguo de Europa. Colindante con el extremo norte de la muralla, rodeado de álamos, contiene en su parte central sur dos columnas romanas con la imagen de Hércules, fundador de Sevilla, y en la Julio César, quien honró la antigua Híspalis con su visita.  Es otra de las zonas vivas de la ciudad con muchos tipos de bares y terrazas. Como dato curioso en las cercanías de la Alameda se encuentra la casa en la que nació el escritor romántico Gustavo Adolfo Bécquer. También por cercanía te recomendamos que desde la calle Feria, una de las más populares, hagas una visita al Arco de la Macarena y la Basílica de la Macarena, desde este punto puedes ver la parte más importante de la muralla y la sede del Parlamento Andaluz.

Tapas originales y clubs alternativos.

En este paseo encontrarás infinidad de sitios para un buen desayuno andaluz, o cualquier comida del día, cabe nombrar Estraperlo, un lugar peculiar, ya que puedes comprar productos únicos, disfrutar de una comida casera o aprender a cocinarla tu mismo.  Otra de nuestras recomendaciones se encuentra en la calle Eslava, y es que el Bar Eslava destaca por reinventar las tapas y platos tradicionales. No olvides probar su exitoso “huevo sobre bizcocho de boletus y trufa” y “cigarro de Bécquer”. Entrada la noche se ofrece una cultura más “underground”, y son muchas las posibilidades para salir de fiesta con estilos muy diversos.

 

10. Plaza de España y Parque de Maria Luisa

GoEuro-que-ver-en-Sevilla-PlazadeEspaña

Una  de las obras más espectaculares del panorama español, obra del arquitecto Aníbal González para la Exposición Iberoamericana. Hablamos de una plaza monumental de estilo mudéjar, decorada con ladrillo visto, mármol y cerámica, que dan un toque renacentista, y el toque barroco de las dos torres situada a los lados. Esta cotejada por un edificio semicircular de estilo regionalista que actualmente pertenece al gobierno militar, como ubicación de la Capitanía General. Orientada hacia el río, muestra el camino hacia América, simbolizando el abrazo de España a las antiguas colonias. Contiene un canal que se puede cruzar a través de cuatro puentes que simbolizan las coronas de España (Castilla, León, Aragón y Navarra).   Cuarenta y ocho son los  bancos rodean la plaza con decoración y ornamentos de cerámica que aluden a las capitales de provincias españolas y que ilustran: un mapa, hecho histórico y escudos de cada una de ellas. Esta combinación de estilos no hace extrañar que haya sido escenario de famosas películas como: Lawrence de Arabia, Star Wars Episodio II: El Ataque de los Clones y El dictador. Está situada en el interior del famoso Parque de María Luisa , declarado Bien de Interés Cultural, con una extensión de 34 hectáreas puedes visitarlo gratuitamente y está abierto hasta las diez de la noche.  Os recomendamos ver la Glorieta de Gustavo Adolfo Bécquer, uno de los lugares más románticos de este parque, compuesto por las figuras de tres mujeres en mármol que  representan las tres etapas del amor: el amor ilusionado, el amor poseído y el amor perdido.

Si después de todo esto has decidido hacer la maleta para pasar unos días en esta maravillosa ciudad, recordarte que es ahora, en primavera y verano es cuando más se luce. Cuando se hace sentir en todos los sentidos: el sol en la piel, el olor a azahar, la luz de sus calles y la frescura de su gastronomía. Es muy conocida por su Semana Santa y Feria de Abril, en cuyo ambiente merece la pena adentrarse para vivirla, pero si quieres intimar con ella, ésta es una buena época.

 

Bangkok

¿Estás por viajar a Asia por primera vez y Bangkok es la primer parada? ¿Sacaste pasajes con tus amigos de la Working Holiday Nueva Zelanda porque después de la visa todos hacen un viaje por el Sudeste asiático? O quizás simplemente estás de paso en tu viaje por la zona. Qué nervios, qué emoción, qué ansias… pero ¡qué miedo!, bueno no es miedo en realidad, pero sí esa incertidumbre de no saber con qué te vas a encontrar.
Mamá ya te dio muchas recomendaciones, pero aparte del “cuidate” y “no hables con extraños” estás buscando información un poco más específica. ¿Será como lo que vi en La Playa? ¿será seguro? ¿qué voy a comer? ¿moriré de hambre y deshidratación y nadie se enterará? ¿y si me roban todo, me quedo sin plata y tengo que quedarme a vivir en Tailandia? Hmmm, mejor cancelo el viaje, seguro que no la voy a pasar bien… ¡Tranquilo que va a estar todo bien!
Sabemos lo que te estás preguntando, nosotros también nos lo preguntamos en su momento. Seguridad, vacunas, cómo moverte por la ciudad, presupuesto, dónde comprar suvenires para llevar a casa, ¿puedo tomar el agua de la canilla? ¿dónde puedo comer bichos? Y otras cosas que andan rondando por tu cabeza. Vamos por parte, paso a paso y sin apuro que tenemos tiempo para prepararnos. Bangkok te va a esperar…

Primer viaje a Bangkok: Love Bangkok

Remera I love Bangkok

Primer viaje a Bangkok: Mercado flotante Damnoen Saduak

Mercado flotante en las afueras de Bangkok.

La previa

Parte 1: vacunas

No querés pincharte, te dijeron que no hace falta, no querés gastar esa plata o no tenés tiempo. Cualquiera de estas excusas son válidas, pero si venís de Latinoamérica o África poco les va a importar a los oficiales del aeropuerto, la vacuna de la fiebre amarilla la tenés que tener, y no te olvides el certificado de vacunación. Cuando llegues al aeropuerto vas a tener que completar un formulario en “health control” antes de pasar por inmigración, nada complicado. Esto sólo aplica si en los últimos 6 días estuviste en estos continentes, y no si venís de otro país de Asia, Nueva Zelanda, Antártida u otro lugar. En nuestro caso, por más que llegamos desde Nueva Zelanda, nos hicieron pasar por health control al ver el pasaporte argentino. Ahí llenamos el formulario explicando que no veníamos de Argentina y pudimos seguir sin problemas. El resto de las vacunas son opcionales, ninguna obligatoria. Seguramente, aunque quizás no lo sepas, ya tenés la de Hepatitis A y B, generalmente te la dan cuando sos chico. La antitetánica también es recomendable, dura por 10 años así que posiblemente también la tengas. Fiebre tifoidea y Polio completan el combo, pero depende de vos, para Bangkok no las vas a necesitar. Por más vacunas que te des, lo más riesgoso es el dengue y la malaria. Contra estos horribles mosquitos lo único que podés hacer es usar repelente (buscate uno más potente que el Off que no sirve ni como perfume) y cubrirte con una mosquito net cuando vas a dormir. En Bangkok no vas a tener muchos problemas con estas enfermedades, pero tenés que estar más atento cuando viajes al interior. Las famosas pastillas contra la malaria, por más que el médico te las quiera vender, no te las recomendamos. Traen muchos efectos secundarios como dolor de cabeza y vómitos, son caras y lo más probable es que no las necesites.

Primer viaje a Bangkok: red y repelente para combatir los mosquitos

Una red y repelente es lo mejor contra los mosquitos.

Parte 2: ¿qué pongo en la mochila?

Mirá, vayas cuando vayas podés estar seguro de algo, frío no va a hacer. Según nuestros amigos cercanos de la World Meteorological Organization (y con ese nombre no pueden estar muy errados), Bangkok es la ciudad más calurosa del mundo. Como siempre dicen, lo que mata es la humedad… y el smog, y el amontonamiento de gente, y etc. Tenelo en cuenta antes de empezar a llenar la mochila con buzos, bufandas y medias de lana. Ya sabemos que mamá te dijo que los lleves “por las dudas”, pero hacé una cosa, sacá todo eso que te ocupa lugar y vas a tener que cargar en tu espalda, guardalo y explicale a mamá una cosa: ¡¡¡hace calor mamá, mucho calor, 60ºC a la sombra!!! Bueno, no tanto, pero pensá que todo lo que pongas en esa mochila “por las dudas que un día sople viento polar” vas a tener que cargarlo. Te va a pesar más de lo necesario, vas a transpirar, vas a generar una relación de odio con tu mochila (no te olvides que cuando estás viajando sos como un caracol, ella es tu casa) y, a consecuencia de todo esto, vas a odiar Bangkok. La mayor parte del tiempo vas a estar con el mismo short, ojotas, gorra y sólo te vas a cambiar la remera (y, si tenés tiempo, la ropa interior). Nosotros siempre llevamos jabón blanco y lavamos a mano a medida que vamos usando, después colgamos todo por la habitación bien cerca del ventilador para que se seque. Cada vez que entres vas a sentir como el olor a humedad te envuelve, pero no te preocupes, después de un rato te acostumbrás. Si no te gustó la idea, laslavanderías son bastante baratas, entre 30 y 40 THB el kilo (USD 1 – 1,50). Seguro que ya pusiste ropa para salir de fiesta: zapatos, algunas remeras lindas o camisas y lo que usas generalmente cuando salís. ¡No! Vas a ver que nadie se produce demasiado para la noche tailandesa. Salvo en lugares más exclusivos, los códigos de vestimenta son muuuuy relajados. Tal vez alguna remera y un short/pollera/bermuda que te guste y no uses durante el día va a ser suficiente. Estás yendo a Bangkok, no a París. Para que tengas una idea del clima, pensá que los meses más frescos van de Noviembre a Febrero. Durante el día la temperatura ronda los 30ºC y a la noche “refresca” hasta los 20ºC aprox. Siempre llevá una campera para la lluvia, en especial durante la temporada húmeda, de Mayo a Octubre.

Primer viaje a Bangkok: Viajá liviano y con ropa fresca

Viajá liviano y con ropa fresca o te vas a arrepentir.

El avión aterriza, Welcome to Bangkok!

“… we are landing at Bangkok International Airport, the local time is…”  El avión aterriza en el aeropuerto de Bangkok. Conocelo, se llama Suvarnabhumi y será quien te reciba cuando llegues. Es grande, enorme, uno de los más grandes del mundo… es moderno, inaugurado en el 2006 y parece salido de una película de Star Wars. Pero no te asustes, sólo tenés que seguir los carteles que dicen “arrivals” como todos los que volaron con vos, pasar por inmigración como en cualquier otro aeropuerto e ir a buscar tu mochila que va a estar dando vueltas en la cinta. Tené en cuenta que es el aeropuerto con mayor tránsito de todo el Sudeste asiático, así que el proceso de reencuentro con tu querida mochila se puede demorar más de lo que quisieras. Si al encontrarte con el oficial de inmigración insiste con algo que suena como “jeo contó, jeo contó” es que, como te dijimos, tenés que ir al mostrador de health control para llenar un formulario indicando que tenés la vacuna de fiebre amarilla o que no venís de un país infectado. Esto va a hacer que te demores un rato más, pero no mucho.

Ahora bien, ¿qué hacer si tu vuelo llega de madrugada? Nunca es divertido llegar a una ciudad que no conocés de noche, pero puede ser que el vuelo más barato que conseguiste no te deja otra opción. Nosotros te recomendamos que no gastes plata en llegar a la ciudad y pagar una noche de hostel por unas pocas horas. Dormir en el aeropuerto esperando a que amanezca es la mejor idea. Es grande, cómodo, con internet gratis para revisar tu mail (15 minutos máximo) y tenés varios negocios para entretenerte e ir entrando en clima si no te podés dormir. Eso sí, nunca descuides tus pertenencias que son todo lo que tenés en ese momento. Si la comida del avión no fue suficiente, o si te agarró hambre por la ansiedad, el lugar más barato para comer se llama Magic Food Point, en el 1er piso, cerca de la puerta 8. Una buena página con experiencias de otros que ya durmieron en el aeropuerto es Sleeping in airports. El otro aeropuerto de Bangkok se llama Don Muang, es donde llegan algunos vuelos internos y todos los de Air Asia. Si tenés que hacer una combinación de vuelo internacional con uno de Air Asia, calculá que dependiendo del tráfico podés tardar hasta 3 horas. La buena noticia es que hay transporte gratis entre ellos.

Llegando a la ciudad

¿Buscás la manera más rápida o la más barata? Si es la más rápida claro que a la salida de todo aeropuerto está lleno de taxis esperando. Si es la más económica (sin contar la opción de hacer autostop), podés tomar el bus 554 (THB 32 – 30 min. de viaje) hasta Synphaet Hospital y ahí tomar el bus 60 (6,50 THB – 1 h. de viaje) hasta Khaosan Road.
En la “Autobus Central” hay un punto de información y ahí te dan un papelito con cómo debes hacer el recorrido y el nombre de las paradas escrito en Thai, importante, para ir preguntando dónde debes bajarte.

Si llegaste a Don Mueang (aeropuerto de bajo costo), podés tomar un tren desde la salida hasta la estación Hua Lampong, desde donde podés caminar unos 40 minutos hasta Khao San Rd. o tomarte el bus 15. El tren ordinary cuesta THB 5 (indicados como ORD en la tabla de abajo) y el express THB 20. Tarda aproximadamente 1 hora.

Primer viaje a Bangkok: Horario trenes aeropuerto Bangkok

Primer viaje a Bangkok: bus local

Los buses locales son el transporte más barato de la ciudad

¿Dónde me alojo, dónde duermo, DÓNDE ME QUEDOOOO?

Primer viaje a Bangkok: tuk tuk en llegada a Khao San Rd

Llegando a Khao San Road, un tuk-tuk te recibe.

Primer viaje a Bangkok: Khao San Rd

Ya descartaste la opción de volver a dormir todos los días al aeropuerto, así que vas a tener que buscar algún lugar para quedarte. Couchsurfing puede ser la primer opción, pero supongamos que no conseguiste nadie que te aloje o ninguno te convence. La gran meca mochilera es la famosísima Khao San Rd, sí, esa que viste en la película de Leonardo Di Caprio. La mayoría de los que llega a Bangkok sin muchos planes va directo en busca de una guesthouse por acá. Esta calle es un caos de bares, negocios, agencias de viajes de dudosa reputación, vendedores molestos, tuk-tuks, prostitutas, borrachos, viejos verdes en busca de jóvenes prostitutas, puestos de “massaaaaage”, mochileros deambulantes y mucho más. Como todo el que llega sin plan termina acá, ya no es más el lugar donde encontrar el alojamiento más barato. Encima preparate para no tener paz, todas las noches y durante toda la noche vas a escuchar la música de los bares y el ruido de la calle. Si todavía estás convencido de quedarte en Khao San, tratá de elegir una habitación que no esté cerca de la calle. No alojarse en Khao San no significa estar lejos de “la onda”, toda la zona que la rodea está llena de guesthouses más baratas y tranquilas, pero a pocas cuadras de ese caos que querés experimentar. La calle Soi Rambuttri, por ejemplo, es una mini Khao San, con bares, puestos de comida callejera, 7-Eleven, etc., pero donde vas a poder dormir si querés y vas a pagar menos por la habitación. Para que tengas una idea, una habitación doble te puede costar a partir de los 240 THB (USD 8).

Pero hay una calle donde podés conseguir alojamiento todavía más barato. Caminá por Khao San hasta chocarte con el Burger King. En la primer calle a la derecha del Burger (mirándolo de frente) hay algunas guesthouses baratas. Las habitaciones dobles más baratas que vimos están THB 200.

Si querés darte un lujo a bajo costo, un preferido viajero es el Rambutri Village Plaza, que está súper bien ubicado.

tra zona con muchos medios de transporte disponibles es Silom, que es una buena opción si querés alejarte de la burbuja mochilera pero estar bien comunicado con el resto de los puntos de interés de la ciudad.

Para llegar con una idea en mente, podés comparar precios en buscadores de alojamiento por internet.

Estafas, timos, chantajes, fraudes…

Llamalos como quieras, pero que los hay… los hay, y muchos. Es lo que todos odiamos de Bangkok, pero los oportunistas están por TODOS lados. No es para que te asustes, no te estamos hablando de seguridad personal, sino de esta gente molesta que se aprovecha del turista desprevenido. No te van a robar, sino hacerte pagar de más o presionarte a comprar cosas que no necesitás. No es para andar paranoico por la calle, relajate y desconfiá de los locales que se te acercan de la nada a hablarte muy simpáticamente, en especial en las zonas turísticas. Con un poco de sentido común los vas a evitar y vas a ir conociendo las clásicas actitudes de los chantas. Aunque no quieras, hay veces que por sólo ser turista vas a terminar pagando más de lo que pagaría un local, eso seguro… es la ley de la selva. Algunas de las estafas más comunes son:

Tuk-tuks: Bangkok es sinónimo de tuk-tuk, esos triciclos motorizados que están por todos lados y no te van a dejar tranquilo. El primer día los vas a amar, les vas a sacar fotos, vas a subirte a uno para tener la experiencia mientras grabas un video y hasta te vas a querer comprar un suvenir de mini tuk-tuk. Sí, son pintorescos, coloridos y representativos, pero una vez que se empiezan a mover pueden ser los más odiosos. No el pobre vehículo en sí, sino la persona que lo maneja. Muchos tuk-tukeros te dicen que te van a hacer un tour de la ciudad por un precio muy barato, ¡cuidado! lo único que hacen es pasearte todo el día de un negocio al otro donde ellos cobran una comisión compres o no. Como medio de transporte siempre es más barato moverse en bus o caminando, claro. Si vas a tomar un tuk-tuk siempre, siempre, arreglá el precio antes de subirte. Lo mejor es preguntarle antes a algún local cuanto debería costarte el trayecto.

Primer viaje a Bangkok: tuk tuk

Compañías de buses “VIP”: cuando tengas que viajar fuera de Bangkok, no reserves con compañías privadas, siempre es mejor y más barato ir a la estación central de buses y tomarlos desde ahí. Tal vez pienses que una empresa privada ofrece un mejor servicio y más seguro, pero no, muchas de estas compañías que se hacen llamar “VIP” tienen buses más lentos e incómodos que los locales y no es raro que roben en los bolsos despachados.

El templo está cerrado: salvo contadas excepciones los templos están siempre abiertos y, salvo el Wat Phra Kaew y Wat Pho, casi todos los demás son gratuitos. Entonces, si algún trucho se te acerca diciendo que el templo está cerrado, o que te vende una entrada con descuento o cualquier otra cosa similar, ya sabés que es mentira. Lo que intentan es llevarte en tuk-tuk a otro templo que te “recomiendan”.

Primer viaje a Bangkok: no creas la mentira del Grand Palace

No creas si te dicen que el Grand Palace está cerrado.

La turista desesperada: esta no la experimentamos en primera persona, pero ya es conocido el caso de una extranjera muy obesa que dice que le robaron todo y necesita que le prestes plata para volver. No es el único lugar en el mundo donde escuchamos de esto, también pasó en Mendoza por un tiempo.

Go-go bars: Bangkok está repleto de este tipo de bares, ya sabés, de esos con bailarinas y muchos viejos verdes, donde la cerveza es mucho más cara que en cualquier otro lugar. Si por curiosidad o por lo que sea querés entrar en alguno, mejor pedile recomendaciones a algún local confiable o a otro turista. Es muy común que haya chantas por la calle que te inviten a su bar diciéndote que la cerveza es barata y las mejores chicas de la ciudad están ahí. La cerveza tal vez no sea tan cara, pero después te van a querer cobrar muchísimo por el show berreta. Chantas hay en todos lados, ya lo sabés, sólo que en algunos lugares como Bangkok más que en otros. Pero muy rara vez las cosas pasen a mayores, la ciudad es muy segura.

El mayor peligro va a ser el descontrolado tránsito y algunos carteristas en zonas donde se acumula mucha gente. En definitiva, con sentido común vas a andar sin problemas.

Gastar menos = viajar más

Bangkok es una ciudad muy barata, ya lo sabés, pero puede ser todavía más barata si seguís algunos consejos. Por ejemplo, en vez de comprar agua mineral, podés recargar tu botella con más de 1 litro por THB 1, como hacen los locales en las máquinas que vas a encontrar por la calle. Para comer, siempre es más barato, rico y fresco hacerlo en los puestos callejeros en lugar de restaurantes. Por THB 30 – 50 (USD 1 – 1,60) vas a tener un plato abundante (mucho menos por una bolsa de bichos crocantes con salsa de soja, mmm!). No te pierdas los exquisitos panqueques de banana con leche condensada por THB 20 – 25.

Primer viaje a Bangkok: Puesto de Padthai

Primer viaje a Bangkok: puesto de bichos

… y hasta podes encontrar delicias como estos bichos crocantes!

Otro consejo para gastar menos y evitar fraudes es no usar agencias de viajes, en especial esas que andan por Khao San Road y la zona de mochileros que te tramitan las visas, venden paquetes, boletos de bus y todo lo que les pidas. Hacé todo por tu cuenta y vas a viajar mucho mejor. Tal vez ya lo sepas, pero te lo recordamos. ¡No tengas vergüenza de regatear! En especial en alojamiento, servicios y suvenires. Si no tenés muy claro cómo hacerlo no te pierdas el posteo Bueno, bonito, barato: aprendiendo a regatear. Si pensás comprar suvenires, ropa o lo que sea, lo mejor es ir al enorme Mercado Chatuchak en vez de hacerlo en los puestos de las zonas turísticas, ¡acá sí que te vas a cansar de regatear!

También podés ahorrar mucha plata con una tarjeta de estudiantes (ISIC). ¿Qué, no tenés una? Bueno, Khao San todo lo tiene… sí, incluídas tarjetas de estudiantes y otros documentos truchos al instante, baratos e idénticos. No queremos decir que la compres ahí, sólo que… bueno, llegado el caso… ehhh… lo dejamos a tu criterio, pero si te interesa podés leer el posteo Cómo sacar la ISIC en Bangkok.

Primer viaje a Bangkok: agencia de turismo en Khao San Rd

Primer viaje a Bangkok: Puesto de ropa

Primer viaje a Bangkok: Shopping MBK

Primer viaje a Bangkok: Puesto callejero

Primer viaje a Bangkok: Credenciales falsas

Esperamos haberte ayudado con estas recomendaciones. Vos que sos medio despistado, no te olvides de escribir a casa para avisar que llegaste bien, poner papel en la tabla del inodoro, no aceptar bebidas de extraños, no olvidarte el pasaporte en ningún lado, ponerte protector solar, alimentarte bien y cuidarte. Cualquier consejo extra que necesites o duda que tengas, dejala en los comentarios.

miami

Destino turístico de sol y playa por excelencia, Miami es un paraíso tropical que todo el mundo debería conocer. Si ya tienes pensando viajar a Miami échale un vistazo a nuestra guía; puede ser de gran ayuda a la hora de planificar tu viaje y te ayudará a ahorrar dinero.

Si te gusta la web, no olvides agregarla a favoritos para que puedas consultar todas tus dudas.

Miami
Miami
South Beach, Miami
Socorristas en South Beach

¿Por qué visitar Miami?

Miami es diferente al resto de ciudades estadounidenses. Su privilegiada ubicación al sur de Florida lo convierte en un destino turístico en el que se puede disfrutar de un clima cálido durante los doce meses del año.

Con una temperatura media anual de 24 grados, las playas de Miami se encuentran repletas de gente la mayor parte del año. Sus interminables extensiones de arena blanca combinadas con su agua de un color azul casi irreal forman un marco incomparable en el que pasar las vacaciones.

Aunque las playas son el mayor atractivo de Miami, sin duda es un lugar que tiene mucho más que ofrecer; podréis disfrutar de un día refrescante en el Parque Nacional de los Everglades, degustar un café al más puro estilo cubano en Little Havana, pasar un día divertido con los animales de Jungle Island o sentaros en alguna de las terrazas de Ocean Drive para observar el ambiente especial de South Beach.

Miami siempre ha sido el escenario corrupto de películas y series policiacas y de intriga. En vuestro viaje tendréis la oportunidad de convertiros en los protagonistas de vuestra propia historia sin guión.

¿Por dónde empiezo?

Si vas a viajar a Miami y te gustaría saber algo más sobre la ciudad, puedes empezar conociendo su interesante historia y la información práctica para viajar, conociendo las zonas y los lugares más importantes y descubriendo sus playas.

¿Todavía no tienes hotel?

En HotelesBaratos.com encontraréis todos los hoteles con precio mínimo garantizado. Los descuentos llegan hasta el 75% y el pago se realiza directamente en el hotel.

¿Por qué utilizar nuestra guía de Miami?

Disfruta Miami es una guía de viajeros para viajeros. Está escrita en un lenguaje claro y además, puede hacerte ahorrar dinero con algunos consejos. Descubre la forma de aprovechar tu viaje al máximo y disfruta de una guía actualizada.

Toda la información y los datos prácticos han sido actualizados en noviembre de 2016. Si ves algún error o algo que debamos cambiar, no lo dudes y ponte en contacto con nosotros.

Si tenéis planeado hacer un viaje por los Estados Unidos, puede que os interese alguna de estas guías: Nueva York, San Francisco y Las Vegas.

tétuan

Ciudad hispano morisca, llamada “La Blanca” que se encuentra ubicada en el fértil valle del rio Martil con las cordilleras del Rif como telón de fondo.  Esta ciudad cuenta con unos 300.000 habitantes y domina el valle del Oued Martil y con sus murallas almenadas, sus terrazas y sus jardines, compone un paisaje muy atractivo y muy poco explotado por el turismo. Hay un gran contraste entre la ciudad nueva, muy española en su arquitectura y la medina, de tonos mucho más discretos. En el mercado, las mujeres van vestidas con telas de algodón a rallas rojas y blancas que no se ven en ningún otro lugar de Marruecos.

En nuestro viaje a Marruecos podemos incluir en la lista de sitios a visitar la ciudad de Tetuán, donde vamos a descubrir una verdadera joya, es una ciudad poco explotada turísticamente, cuyo casco histórico fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

 

 

Historia de Tetouan

Plaza Mulay Mehdi Tetuan

La Medina de Tetuán vivió su época de esplendor durante los siglos XI y XII hasta que fue demolida por los íberos durante el inicio del siglo XV. Esta ciudad tradicional islámica fue reconstruida durante el final del siglo XV por Sidi Ali Al mandari que venía emigrando de la ciudad andaluza de Granada para escapar de la persecución de la Inquisición, Tetuán ha continuado floreciendo como centro dinámico de actividades económicas, sociales y culturales, donde los cristianos y los Judíos convivían pacíficamente. Esta ciudad es el vivo reflejo una increíble variedad de influencias culturales como son la marroquí, la andaluza, la otomana e incluso la europea. Tetuán ha contribuido a enriquecer la historia de Marruecos en los últimos cinco siglos.

Medina de Tetouan

Bajo el mandato de Moulay Ismail, la ciudad conoció un nuevo periodo de esplendor con construcciones tales como la muralla o el Palacio del Califa, que aún hoy pueden admirarse. También debe visitarse el Museo Arqueológico, el Museo de Artes Marroquíes y la Medina.  En su pasado histórico fue una base militar, también fue dominada por España durante largo tiempo, incluso fue capital del Protectorado Español, hasta que volvió de forma definitiva a Marruecos con la independencia de este país. Su arquitectura nos recuerda a la de muchos pueblos andaluces debido a la huella que dejaron los musulmanes y judíos que huyeron de España que tras la caída de Granada en 1492 reconstruyeron la ciudad de Tetuán. La dedicación a la piratería, que había ocasionado la primera destrucción de Tetuán por Enrique III de Castilla, volvió a causar su decadencia tras el bloqueo de Felipe II.

Arquitectura

Los barrios de Tetuán pertenecen a tres tipos de diferentes estilos arquitectónicos: estilo andaluz (la medina)el estilo español de principios y mediados de siglo 20  y el estilo después de la independencia (suburbios). Cada estilo incluye variaciones más o menos importante en relación con la evolución de los estilos y materiales.

Clima

Tetuán cuenta con un clima típicamente mediterráneo, con veranos calurosos y secos e inviernos suaves. La temperatura media en verano es de 35 grados centígrados, mientras que la del invierno es de 22 grados centígrados. La ciudad cuenta con muchos días de sol al año.

Qué ver en Tetouan

Una visita de medio día o de día completo, es suficiente para ver los lugares más importantes y emblemáticos de la ciudad. Debido a lo laberíntico del trazado de su medina puede ser buena idea contratar un guía oficial en la oficina de turismo para que nos enseñe todos los secretos y rincones de esta desconocida medina. Dentro de la ciudad se pueden visitar cosas muy interesantes, lo primero que destaca de Tetuán son las maravillosas casas de los aristócratas árabes que son los descendientes de los expulsados de Al-Ándalus por la ‘reconquista’. Sus casas son magníficas, con techos exquisitamente tallados pintados con diseños hispano-moriscos. También encontrará el peculiar trabajo de los azulejos Tetuaníes en los suelos y columnas. En esta ciudad se siente la esencia árabe de Sevilla, Granada, Córdoba y en general de  toda Andalucía. La Medina de Tetuán posee siete puertas de acceso, en su interior hay varias mezquitas, el Museo de Arte Marroquí que contiene una bella colección de trajes regionales, además de instrumentos musicales típicos de Marruecos. Las casas que aquí se ven son en su mayoría de planta baja y de color blanco, creando un ambiente armonioso ideal para disfrutar de agradables paseos. También hay artesanos como tejedores, joyeros, peleteros, etc., que elaboran fabulosas obras que podremos adquirir como recuerdo del viaje.

Al recorrer Tetuán podremos conocer otros sitios como el Museo Arqueológico que contiene valioso material arqueológico de ruinas romanas descubiertas en la región. Frente a la Plaza Hassan II, zona que conecta la vieja Tetuán con la nueva ciudad, se levanta el Palacio del Jalifa, una antigua residencia que sirvió de morada al Sultán que estaba bajo el Protectorado Español y que en la actualidad se ha convertido en Palacio Real, en estilo hispano-morisco.

Ensanche Tetouan

El ensanche, barrio moderno construido durante el protectorado español, de bonito diseño y complementario a la antigua medina, centro vital de la ciudad. Constituye hoy una pieza urbana singular reconocible, que juega un papel importante en el conjunto de la ciudad, entre la vieja medina y los nuevos barrios y representa la huella física más relevante de la presencia española en Marruecos.

tetuan avenida far

Hay que ver sus edificios del protectorado, entre sus plazas y calles destacaremos, la plaza de Mulay Mehdi antiguamente conocida como Plaza Primero de Rivera. Centro de la capital del protectorado donde está la Iglesia de Nª Srª de las Victoria de 1919, con su casa misión. En los alrededores encontrareis muchisimos detalles que os evocaran la época española de la ciudad de Tetuan. Esta plaza ha sido escenario de la adaptación a la pantalla de la novela de Maria Dueñas “El tiempo entre costuras” por ejemplo en la escena de la recepción de Serrano Suñer.

La calle Mohamed V y la monumental plaza de Hassan II antiguo Feddan, plaza rehabilitada para la primera vista del rey en los años 80. En ella se encuentra ahora el Palacio Real. En esta plaza también podeis apreciar el antiguo comisario español.

En el interior del Mellah o barrio judio se puede visitar la que fue la antigua morada de Franco situada en las inmediaciones de Bab el Okla

Como ejemplo de construcción Española también podeis ver las estaciones de tren (También es parte de algunas escenas de El tiempo entre costuras)  y la antigua estación de autobuses de la ciudad.

Dónde comprar

 

  • Quienes gusten de los paseos comerciales, la Calle Terrafin es una de las arterias más importantes en Tetuán, donde se concentran numerosos locales de artesanos divididos en sectores según su especialización, donde podremos encontrar estupendos objetos artesanales de todo tipo y material.
  • Hay varios bazares y tiendas dentro de la medina para la compra de artesanía, recomendándose entre otros, la cacharrería, teteras, lámparas, alfombras, sombreros yebalies, cerámica de Beni said y artículos de piel y madera.
  • En la plaza del Sok el Hot es típico la venta de los mandiles, pequeñas alfombras de rayas con vivos colores.
  • Cerca de la plaza de Guersa Kebira se pueden encontrar varios anticuarios con bonitas piezas.
  • En la calle Luneta podremos encontrar cuadros de motivos típicos y muebles de estilo árabe.
  • Los artículos de joyería los encontramos en la calle Tarrafin, cercano a la plaza del Fedan, palacio real.
  • Visitar el centro Artesanal, junto a la antigua estación de Ferrocarril,  es muy interesante, porque se puede ver a los artesanos trabajando el cuero, tejiendo alfombras ,realizando bisutería etc.
  • En el ensanche (zona comercial) es muy interesante las tiendas de telas para la decoración, bonitas alfombras de tela o rafia, muebles de todo tipo, algunos incrustados en nácar, lámparas, espejos venecianos, música etc.
  • Si queréis artículos modernos, ropa deportiva, relojes, perfumes, bisutería, etc., preguntar por los zocos de Bab Nuaded junto a la puerta de igual nombre y Gourna en la avenida de las Palmeras.
  • Para los artículos de alimentación hay que hacer una visita al mercado.
  • Tetuan también es famosa por su repostería, si quieres comprar dulces, bollería o pastas hay varias pastelerías, las más famosas son las de Rasmoni cerca de Mohamed V y Elfedal en la zona de la puerta de la Reina

Tangér

Es un emplazamiento irresistible y un popular puerto de entrada de turistas. Es una bulliciosa ciudad situada en el extremo norte de Marruecos, que crece día a día con ritmo desenfrenado, conservando un carácter cosmopolita. Es una ciudad poblada por historias, mitos y leyendas. La mitología la supone fundada por Anteo el hijo de Neptuno que dio a la ciudad el nombre de su mujer, Tingis. La historia la reconoce poblada desde el paleolítico. Fue el centro de inspiración para toda una generación de artistas y políticos, durante su época de ciudad colonial.

Tánger ha estado continuamente agitada por oleadas de invasiones occidentales y orientales. Las costas de Tánger han visto desembarcar a Cartagineses, Vándalos, Romanos, Fenicios, Árabes y más recientes en el tiempo a españoles, franceses, ingleses y portugueses.

Sus calles, sus hoteles y sus cafés pueden presumir de haber visto pasar a Tennessee Williams, a Samuel Beckett, a Jean Genet… sus palacios tambien vivieron las fiestas locas de Barabara Hutton o de Malcolm Forbes… su luz inspiró a Matisse y su misterio a Paul Bowles; la ciudad blanca ha sabido siempre enamorar y encantar a los genios y artistas.

Tánger dispuesta como un anfiteatro sobre el Estrecho de Gibraltar, se asoma al Atlántico y al Mediterráneo. Su ubicación, su historia y las comodidades hoteleras que ofrece, hacen de Tánger un destino privilegiado para los viajeros en busca de románticos recuerdos.

Vista de Tánger

Foto: MIGUEL マイケル

Pocas ciudades en el mundo tienen esa mezcla hipnotizante entre cultura africana y europea. El Mar Mediterráneo y la cercanía de Tánger con Europa han fomentado todo tipo de intercambios entre una zona y la otra, todo gracias a los escasos 14,5 km que separan a Tánger de la ciudad de Algeciras. Tánger tiene muchos atractivos que te maravillarán. Atractivos que no muchos conocen, pero que enamoran a primera vista.

 

Qué ver en Tánger

A pesar de ser una de las mayores poblaciones, es una ciudad que se puede recorrer a pie fácilmente. Al igual que ocurre con casi todas las ciudades del país, se divide en dos partes. Por un lugar tenemos el casco antiguo o medina, que arranca desde el puerto colina arriba y por otro lado tenemos la Ville Nouvelle construido por los europeos durante el siglo XX y cuyo centro es la Plaza de Francia.

La medina o ciudad antigua de Tánger

Medina de tánger

Foto: MIGUEL マイケル

La medina amurallada de Tánger está formada por infinidad de callejuelas llenas de bazares y de tiendas de productos locales. Si conocéis otras medinas de ciudades marroquíes, Tánger es un poco de lo mismo pero mezclado con un carácter cosmopolita que la hace diferente y especial. Estas laberínticas calles de la medina están repletas de vida, gracias a los numerosos cafetines, tiendas y pequeñas pensiones y hoteles que invaden la zona antigua de la ciudad. Tánger es una ciudad que puede verse cómodamente en uno o dos días.

Cómo lugares a destacar en la visita a Tánger se encuentran

El Gran Zoco o plaza del 9 de abril de 1947. Esta gran plaza que se sitúa entre la medina y la parte nueva de la ciudad y que ha sido recientemente remodelada, es un fantástico lugar para contemplar la animada vida de la ciudad. Esta plaza que ha sido el lugar tradicional del mercado, está ahora repleta de cafetines y estos históricos puestos de mercado se han ido situado en las calles de sus alrededores. En esta plaza se alza la mezquita de Sidi bou Abid, que data de 1917. Que tiene un bello alminar de azulejos polícromos.

9 abril 1947

Muy cerca de esta plaza, en una calle paralela a está encontramos el mercado de babuchas y la Iglesia Anglicana de St Andrew consagrada en 1905 cuando Hassan I donó unas tierras a la antigua comunidad británica de Tánger. Su interior está compuesto por una fusión de estilos entre los cuales destaca el estilo andalusí. Esta iglesia cuenta con un cementerio anexo donde reposan algunas personalidades.

Cerca se encuentra el Parque de la Mendubia que aunque a simple vista te pueda parecer una simple plaza, es un lugar agradable para relajarte y disfrutar de este remanso de paz después del bullicio de la medina y los zocos. Es un buen lugar para disfrutar de la cultura marroquí y apreciar su estilo de vida. A la entrada de este parque encontramos un arco con una inscripción en árabe. Este parque tiene una buena cantidad de plantas exóticas y árboles y entre ellos destaca un árbol de banyan de más de 800 años de antigüedad.

Rue des Siaghins

Caminando por la Rue des Siaghins que es una calle muy animada por sus tiendas artesanas (Siaghins significa plateros y hace referencia a la actividad que se dedicaban antiguamente sus comerciantes.) Aquí se encuentra una iglesia Católica (Con fachada de clara influencia oriental) que data de 1880 llamada Iglesia de la Purísima Concepción,  luego veremos en el número 41 de la calle, el Dar Niaba, antiguo palacio de estilo renacentista que fue Sede de la legación Francesa y también sirvió como oficina del Naib (Representante del Sultán), el viejo consulado francés, el Zoco Chico (Petit Socco), llamado también souk Dakhil, el corazón de la medina y uno de los lugares más atractivos y característicos de la ciudad. Es una plaza de estilo español, con balcones y rejas de hierro forjado, rodeada de viajas cafeterías y hoteles.

zoco chico tanger

Muy cerca se encuentra la Legación de los Estados Unidos de 1821, donde vivio la legación durante más de un siglo. Ahora contiene muebles antiguos, documentos, fotografías, mapas y todo tipo de objetos de la epoca dorada de la ciudad. (Se puede visitar los lunes, miércoles y jueves en el horario de 10 a 13h y de 15 a 17h). Si nos interesan los museos cerca encontramos el Museo de la Fundación Lorin,  dedicado a Marisha Lorín (1943-1993), amante de las artes y de Tánger, este museo se encuentra ubicado en la calle Tuahin, en el interior de una Sinagoga de estilo arquitectónico Ecléctico, la cual contiene una gran colección de fotografías, partituras, caricaturas y documentos de la primera mitad del siglo XX de la ciudad de Tánger. (Este museo se puede visitar de 11 a 13h y de 15 a 17h).

Alcazaba de Tánger

perfumeria madini tanger

Foto: MIGUEL マイケル

Otro monumento importante de Tánger es la Gran Mezquita fundada por Moulay Ismail 1684 que fue ocupada por numerosas civilizaciones entre ellas los romanos, ya que en su interior se han encontrado restos del capitolio. También se convirtió en la Catedral del Espíritu Santo con la ocupación portuguesa. Enfrente de la  Gran Mezquita hay una antigua Madrasa reconstruida en el siglo XVIII.  Bajando un poco, nos encontramos un bonito mirador con bonitas vistas del puerto.

 

Continuando hacia Bab el Bahr (Puerta del Mar) nos encontramos con el legendario Hotel Continental, el más antiguo de Marruecos. En sus habitaciones se hospedaron nada más y nada menos que personalidades como Churchill o Ava Gardner, entre otros. Uno de los lugares que se han vuelto poner de moda gracias a la serie de TV de El tiempo entre costuras. Ya que en su interior se grabaron varias escenas de la serie entre las que destacan las de ramiro fumando en la tradicional pipa de kifi y donde se muestran unos bonitos salones árabes.

 

Como lugares a destacar también podemos visitar la plaza de los Aisauas que se encuentra situada a la izquierda del zoco chico. Cerca de la plaza Oued Ahardan, en Rue Sbou encontramos la famosa perfumería Madini. La cual es famosa por sus fieles reproducciones de perfumes y colonias a un precio asequible. Esta perfumería esta regentada por la familia que le ha dado nombre a la perfumería.Desde Ben Raisul accederemos a la Kasbah por su puerta principal llamada Bab el Assa (Puerta de los centinelas) donde antiguamente se torturaban y ejecutaban a los presos. Entrando por esta plaza llegamos a la plaza de la Kasbah donde se encuentra Dar el Majzen,  Museo de la Kasbah (Visita gratuita martes de 13 a 16h viernes de 9 a 12h y de 13 a 16h)  y antiguo palacio del sultán fundado por Moulay Ismail en el siglo XVII, el edificio se distribuye alrededor de dos patios porticados por columnas de mármol y arcos revestidos de azulejos que dan paso a diversas estancias y a la sala del trono. Este palacio es famoso por sus bellos techos de cedro y sus paredes de estuco. Dentro se encuentra el museo que contiene piezas de arte marroquí y antigüedades. También contiene una sección arqueológica.

También merece la pena ver la calle de las sinagogas (Cheikh el harrak) entre las cuales destaca la sinagoga de Massaat Nahom por ser la más importante.

La ciudad nueva

Boulevard Pasteur Tánger

Para empezar el recorrido de esta maravillosa parte de la ciudad, nada mejor que su calle principal: Boulevard Pasteur. En su inicio encontramos la Plaza de Faroo Plaza de los perezososdonde se encuentran varios cañones de origen portugués. Esta plaza tiene unas bonitas vistas. Cerca de este se encuentra el Gran Teatro Cervantes. Edificio modernista de tipo art Decó, construido en 1913 por Diego Jiménez. Vestigio de los españoles en Tánger.  Es en su calle principal  donde se pueden apreciar todas las particularidades de Tánger: su gente, sus mujeres cubiertas de velos, otros viajeros, los balcones y las edificaciones variadas. Una sola caminata y ya irás conociendo poco a poco de qué se trata estar en Tánger.

ciudad nueva tanger calle

Otro de los lugares lengendarios de Tánger es el Café de París que se encuentra situado en la Plaza Francia. Cuenta la leyenda que allí se juntaban los espías de la Segunda Guerra Mundial.

Plaza de la alcazaba Lo maravilloso de esta plaza es que desde ella se tiene una vista total de la Bahía y de la zona portuaria. Imperdible ver el atardecer desde ella.

El Barrio Marshan resalta por sus pintorescas calles y fachadas, allí se encuentran la mayor parte de las atracciones de la ciudad.

En esta parte de la ciudad destacan principalmente la Necrópolis Púnica, que está compuesta por 98 tumbas, de las que más de 50 están talladas en artesón en la roca al borde de un acantilado con unas bellas vistas del estrecho. Aquí se han hallado utensilios de tradición púnica y neopúnica, y también objetos romanos de diferentes épocas. La última fase de la ocupación de las necrópolis se remonta a finales del siglo IV d.C. Situadas en un acantilado con unas bellas vistas del estrecho. En la entrada se pueden ver unas columnas romanas. Cerca de esta necrópolis encontramos el famoso Cafe Hafa.

Otro lugares interesantes de la nueva ciudad es el lujoso Hotel Minzah que fue mandado a construir por el aristócrata ingles Lord Bute en 1930, junto con el Hotel Continental es uno de los establecimientos con más historia de Tánger. Siendo en una época refugio de espías y de personalidades de todo el mundo. Este hotel está construido con bellos elementos decorativos árabes e hispanos, con una terraza con bonitas vistas y estupendos jardines. Al igual que el Hotel Continental en el Minzah se han grabado escenas de la serie de tv El tiempo entre costuras, entre las cuales destaca la del encuentro entre Marcus y Sira en el cuarto capítulo de la serie.

Cabo Espartel

El Cabo Espartel está localizado a unos 12 kilómetros al noroeste del centro de la ciudad de Tanger, en Marruecos. Es uno de los lugares de visita obligada si estamos de paso por Tanger. En este maravilloso lugar podremos disfrutar de una preciosa vista en donde se une el color turquesa del océano Atlántico y el azul oscuro del Mar Mediterráneo. Antiguamente el Cabo Espartel era conocido con el nombre de Cabo Ampelusia o Cabo de las Viñas. En él podremos ver su famoso faro construido en el año 1865 por el cuerpo diplomático de Tanger. Gracias a la gran humedad que hay en el ambiente su entorno es muy frondoso y esta cubierto principalmente de jaras y alcornoques. Y muy cerca, se encuentran las espectaculares Grutas de Hércules, cavidades naturales que el mar invade con marea alta. La ruta costera entre Tánger y Ceuta ofrece espectaculares vistas sobre el Estrecho, playas solitarias y pequeñas calas.

El cabo Malabata, además de las vistas de la bahía de Tánger y el Estrecho de Gibraltar, permite admirar un curioso edificio de aspecto medieval – el castillo de Malabata- construido a principios de siglo.
La pequeña ciudad romana de Cotta, con sus granjas y sus fábricas de conservas de pescado y de “garum” habla al viajero curioso, de los modos de vida de los primeros siglos de nuestra era.

Cómo llegar a Tánger

La ciudad de Tánger se encuentra a escasas cinco horas en tren desde Rabat y si vienes desde España se puede acceder fácilmente en ferry a la ciudad.

En avión: El aeropuerto de Tanger es el cuarto en tráfico aéreo del pais y está muy bien comunicado con vuelos internacionales ( Royal Air Marruecos , Iberia y Air France )

Barco: Si volar no le conviene o si le interesa más venir a Marruecos en coche, tren, autobús … Necesitará tomar un ferry. La solución más económica, es llegar hasta Algeciras,  que se encuentra situada en el extremo sur de España para después cruzar el Estrecho de Gibraltar en barco. Desde algeciras debe  tomar la decisión de ir a: Tánger o Ceuta

Nota: También puede tomar ferries de Sete (Francia) a Tánger (el viaje dura 36 horas) y desde Almería (España) a Nador y Melilla.

Dónde comer en Tánger

Cafe Hafa Tánger

Se puede comer en Tánger muy económicamente y bastante bien. Hay muchísimos locales pequeños que sirven bocadillos y platos combinados y que son los más utilizados por la población autóctona. Aparte de estos están:

Restaurante Anna & Paolo, Avenue Lafayette angle Prince Héritier, Pequeño restaurante italiano con una atmosfera familiar (entre 16 y 27 euros por persona)

Le Saveur du Poisson, Escalier Waller 2, Restaurante con decoración típica, dueño muy atento y simpático y un menú cerrado muy completo (unos 20 euros por persona)

Dall’ItalianoAvenue Mohamed VI N. 42Route de Malabata, comida auténticamente Italiana en pleno paseo marítimo de Tánger, tienen un maravilloso Chef venido directamente de Italia.

Restaurant L´Ocean, Plage Sidi Kacem, a 20 min del centro de Tánger, sobre la playa del atlántico, buena cocina de pescado pero sobre todo un ambiente entre bohemio i chic muy especial

El Tangerino, 186 Boulevard Mohamed VI, Lugar muy recomendable para comer pescado de buena calidad. Si bien es cierto que es mas caro que otros restaurantes de la zona, tiene un precio razonable por la calidad del producto.

À L’anglaise, 37 Rue de la Kasbah, Comida de gran calidad y producto fresco a buen precio. Preparan unos zumos naturales que están riquísimos. Decoración muy conseguida y original. Pero lo mejor de todo es la atención y la amabilidad de las propietarias que te hacen sentir como en casa

El Morocco Club, Rue Kachla – Place duTabor, La atención correcta. Los platos muy buenos y decorados, poca cantidad y precio elevado pero muy bueno y bonito y originales recetas.

Entre los cafés y bares, podemos destacar Cafe Le Detroit y Awtar Cafe Restaurant y el mítico Cafe Hafa.

Restaurantes de comida marroquí y espectáculos con danza del vientre: Marhaba y Damasco en la Alcazaba.

Conoce todos los lugares interesantes para comer en Tánger

Alojamiento en Tánger

En Tánger no tendréis ningún tipo de problema para encontrar alojamiento, en esta ciudad encontraréis hoteles para todos los bolsillos y gustos. En el siguiente enlace podréis buscar y reservar alojamiento al mejor precio para vuestro viaje a Tánger.

Encuentra los mejores hoteles y alojamientos para dormir en Tanger al mejor precio

Mapa de lugares de interés

{phocamaps view=map|id=17} or {phocamaps view=link|id=17|text=Map}

Conoce todos los lugares interesantes para comer, alojarse o visitar de la ciuda de Tánger en nuestro directorio

 

Viajes a Marruecos desde Tánger

Si tienes pensado visitar Tánger y deseas iniciar desde aquí tu ruta por Marruecos os ofrecemos numerosos circuitos por Marruecos con salida desde la ciudad de Tánger con recorridos que incluyen las principales ciudades y destinos turísticos de Marruecos, como pueden ser las ciudades imperiales, las más bellas ciudades de la costa atlántica país, pueblos con encanto, el desierto del sahara, pasajes áridos, fortificaciones y pueblos bereberes,  dunas de arena y las más inhóspitas tierras. Encuentra los mejores viajes Marruecos y reserva el circuito que mejor se adapte a tus necesidades y Si el circuito no se adapta a vuestros intereses o gustos, pídenos tu viaje a medida, solicita información y disfruta de un viaje a medida que nunca olvidarás.

 

Fotos de Tánger

Praga en Navidad

Cuando en Praga es Navidad la sangre de la ciudad se vuelve vino caliente, los árboles se enredan en luces que los hacen resplandecer y el humo de unas buenas salchichas a la brasa se convierte en repentina niebla que se cuela por los tejados. Las plazas se vuelven mercados, las parejas se besan en el Puente de Carlos escondiendo sus manos y las estufas se convierten en aliadas de lujo. La celebración de las navidades en Praga se siente en todos los rincones de la capital checa, desde el castillo hasta Mala Strana, desde la ciudad vieja hasta la nueva. Los adornos iluminan con estrellas y rayos de luces de distintos colores las callejuelas, avenidas y placitas logrando que el viajero se sumerga desde el minuto uno en un auténtico cuento de Navidad.

Fotografía de Praga en Navidad

Os propongo hacer un recorrido juntos a través de los mejores mercadillos navideños de Praga, a pasear para buscar detalles propios de estas fiestas y descubrir algunas de las tradiciones checas más importantes que suceden justo ahora.

Siempre me ha gustado ver cómo se vive la Navidad en distintos lugares del mundo. Que si un año París, que si otro huída a Marruecos para despedir el año en las dunas de Merzouga, asistir al encendido  de luces en los pueblos de la Selva Negra, que si después al sur de Túnez, que si vuelta a Madrid y sus rincones más navideños. Vaya, que me gusta salir en esta época…

Este último año he tenido la oportunidad de viajar con el objeto de saborear la Navidad en Praga y la región checa de Bohemia del Sur, conociendo no sólo los encantos de una de las capitales más bellas del mundo sino de otras ciudades como Český Krumlov o České Budějovice, con unos mercadillos realmente interesantes.

LUGARES IMPRESCINDIBLES PARA VIVIR LA NAVIDAD EN PRAGA

Praga engendra su propia metamorfosis para cada estación del año. He tenido la suerte de estar tres veces en esta ciudad pero reconozco que el momento en que más he disfrutado visitándola ha sido precisamente teniendo de fondo las fiestas y asistiendo al primer fin de semana en el que los mercados de Navidad empezaban a funcionar. Su capa de luces le queda mejor que bien, espectacular.

Decoración navideña en Praga

La capital checa se viste de gala pero sin caer en lo evidente, lo estridente o lo vulgar. La magia del momento nos narra con imágenes, sonidos y sabores las tradiciones que han pasado de padres a hijos, haciendo que la ciudad de Kafka sea uno de los mejores lugares del mundo para encontrarse de cara con un traje de Navidad amable, divertido y muy elegante.

Cartel de Trdelnik (Praga en Navidad)

Realmente el señuelo navideño se puede seguir por infinidad de rincones de la ciudad, pero como siempre hay algunos que juegan un papel realmente indiscutible.

El Barrio del castillo

Siguiendo la ruta clásica que los viajeros hacemos por Praga un buen comienzo es, sin duda, la zona del castillo. En este barrio gubernamental, religioso y, sin duda, el más histórico de la capital checa, uno puede apreciar marcas muy propias de esta época. La parte de atrás de la Catedral, por ejemplo, cuenta con un enorme árbol de Navidad sobrio, sencillo y que acompasa a la perfección los nervios góticos de la fachada del edificio.

Árbol de Navidad en la Catedral de Praga

Justo al otro lado quedaría, por tanto, la inconfundible Basílica de San Jorge, que es el lugar religioso más antiguo del lugar. Mucho más, incluso, que la propia catedral.

Árbol de Navidad en Praga

Pero el libro de cuentos navideños se abre en un lugar muy pero que muy especial, el callejón del oro, el mismo que habitaron primero guardias y después orfebres (por supuesto los legendarios alquimistas del Rey) en cuyas casas diminutas adosadas a la muralla se encuentran decoradas con coquetos y minuciosos adornos.

Callejón del oro en Praga (Navidad en Praga)

Es este uno de mis rincones preferidos de la ciudad, el cual recomiendo verlo por la tarde, cuando se queda prácticamente a solas y se puede disfrutar mejor de su encantadora intimidad. Esas casas coloridas y pequeñas parecen hechas para los duendes, gnomos y elfos del mismísimo Papá Noel.

Adorno de Navidad en Praga

Staré Město (Ciudad Vieja)

Saltándonos Mala Strana y el Puente de Carlos caminamos por una calle Karlova absolutamente engalanada. Cada tienda, cada museo y cada restaurante se encuentran perfectamente decorados con los avalorios navideños más clásicos. Se encuentran de bote en bote las pastelerías, sobre todo aquellas que tienen el trdlelnik entre susu productos. Es en estas fechas cuando esta especie de rosco que se rellena con mermelada o chocolate se abraza a los checos quienes le dispensan total admiración a pesar de ser una auténtica bomba calórica. Alimenta sólo con ver la masa dar vueltas para irse haciendo lentamente.

Trdelnik de Navidad en Praga

Malé náměstí

Justo antes de llegar a la Plaza de la Ciudad vieja (la grande) nos detenemos en Malé náměstí, que es su antecesora, triangular y mucho más pequeña. Sin duda la antesala al gran mercadillo de Navidad es ésta, con algo menos de diez puestos en los que se asa jamón y corre a raudales el vino caliente y la medovina (licor de miel). Es una zona de transición algo más tranquila y con mesas y banquetas donde sentarse a degustar salchichas, brochetas, gofres o el omnipresente tdrelnik.

Escena en un mercadillo de Navidad de Praga

Staromestské námestí

Apenas a un paso se termina llegando a la Torre del Reloj astronómico, con vistas a la iglesia de dos torres dedicada a Nuestra Señora en frente del Týn y, por tanto a la plaza más concurrida y bella de Praga. Si hablamos en checo decimos Staromestské námestí con un acento impronunciable, pero si lo hacemos en castellano no nos costaría nada decir que al fín nos encontramos en el corazón de la Navidad en Praga, la Plaza de la Ciudad Vieja.

Plaza de la Ciudad vieja de Praga en Navidad

Si tuviese que escoger un lugar navideño en toda la ciudad que nadie dude que sería éste. Por ser el más grande e importante, por el ambiente estupendo que se forma de puesto en puesto, por lo bonito del árbol de Navidad que preside la plaza… O porque aquí, sin exagerar, se pueden pasar varias horas de compras, calentando el espíritu con vino, medovina o chocolate, degustando deliciosos y típicos manjares o, simplemente, contemplando una auténtica postal de Navidad, el Christmas viviente por el que merece la pena hacer este viaje a Praga.

Mercadillo de Navidad de la Plaza de la Ciudad Vieja de Praga

El de la Plaza de la Ciudad Vieja es el mejor de los escenarios posibles para disfrutar de una Navidad checa como ninguna otra. Es allí donde la más guapa entre las guapas se siente orgullosa y encantada de haberse conocido. Y donde los viajeros se sumergen en las tradiciones de un país muy aferrado a sus costumbres. A sus velas de los domingos de adviento, a la carpa frita de la cena de nochebuena y a adelantar los regalos de San Nicolás a un 6 de diciembre, mucho antes de que el bueno de Papá Noel de barba blanca y traje rojo se pasee por el resto de tejados del mundo.

Mercadillo de Navidad en la Plaza de la Ciudad Vieja de Praga

Para hacerse a la idea del mercado de Navidad en la Plaza de la Ciudad Vieja (Staromestské námestí) un buen consejo es subir primero a lo más alto de la Torre del Reloj Astronómico. Cuesta 60 coronas checas (poco más de 2€) y deja unas vistas 360 grados de la ciudad que quitan el hipo (o más bien lo dan). El lado que da hacia la iglesia de Týn deja ver perfectamente el gran árbol de Navidad e infinidad de toldos rojos correspondientes a todos y cada uno de los puestos del mercado navideño colocados en perfecta armonía. Por supuesto se advierte el hormigueo constante de la gente que hace suya la plaza, dándole el color y el brillo necesario para vivir allí dentro el mejor clima posible. No importa el frío cuando cerca hay lugares en los que calentar las manos, el hambre la sed e incluso el espíritu.

Plaza de la Ciudad Vieja de Praga desde la torre del reloj astronómico

Dan ganas de envolverse de nuevo dentro en aquel corazón navideño, aunque es cierto que las panorámicas de la torre dan para entretenerse un poco más y percatarse de los detalles, de los muchos porqués que hacen de Praga la ciudad ideal para enamorarse, en navidades o en cualquier época del año. Los tejados ondulando como las olas, los bastiones militares ennegrecidos por el tiempo y la humedad o los callejones que huyen de las grandes avenidas comerciales. Aquellas postales deleitan, provocan suspiros e inspiran…

Vistas de los tejados desde lo alto de la torre del reloj astronómico de Praga

Una vez volvemos abajo nos subimos a la plataforma de escaleras que la gente utiliza para inmortalizarse junto al árbol. Se forman verdaderas colas para observar y fotografiar “el árbol de Navidad de Praga”. Hay muchos de ellos repartidos por toda la ciudad pero ninguno es como el de la plaza…

Árbol de Navidad de la Plaza de la Ciudad vieja de Praga

Apartándonos en una esquina, la iglesia barroca de San Nicolás (que no confundimos con la de Mala Strana del mismo nombre) tiene también sus espacios más navideños. Sin duda es curioso el jardín de estrellas y planetas en el que se restan días, horas y minutos a lo que queda del año. Frente a San Nicolás, además de este jardín y otra plazoleta pequeña y secundaria, surgen nuevos puestos de comida que dan más abasto que si nos centramos unos pocos más. Lejos de los focos, los propios checos aprovechan para alejarse de las multitudes que, ordenadas eso sí, se olvidan de este extremo galardonado poseedor de una de las fachadas barrocas más elegantes de Praga.

Árbol de Navidad de la Plaza de la Ciudad Vieja de Praga

Decoración navideña de Praga

Nos vamos marchando lentamente y sin evitar girar la cabeza en múltiples ocasiones hacia delante. Tomamos la calle Celetná, puramente comercial, que une la plaza con la Torre de la Pólvora con objeto de ir abandonando la Ciudad vieja (Staré Město) e ir internándonos en la nueva (Nové Město), cuyo nombre quizás debería ir cambiando porque fue fundada nada menos que en el Siglo XIV.

Puesto de Tdrelnik en Praga (escenas de Navidad)

Nové Město (Ciudad Nueva)

Si bien es cierto que todos, o casi todos, los halagos se los lleva Staré Město, que nadie dude que en la Ciudad Nueva palpita la Navidad por los cuatro costados. De la torre de la pólvora a mano derecha, en la Plaza de la República, encontramos nada menos que dos mercadillos, el primero muy pequeño, casi testimonial, frente al centro comercial Palladium, y que cuenta con un precioso árbol navideño.

Puestos y árbol de Navidad en la Plaza de la República (Praga)

Y el otro, bastante más grande, si seguimos caminando en línea recta desde la puerta de la Casa Municipal de Praga, ese ejemplo del modernismo checo prácticamente adosado a la torre de la pólvora. Allí ya hay muchos más puestos y, dado que no es de los mercadillos navideños más conocidos de la ciudad, hay menos gente, generalmente los propios praguenses que conocen mejor que nadie dónde pueden hacer buenas compras y beber vino fuera de las multitudes.

Mercadillo de Navidad en la Plaza de la República de Praga

El enlace comercial más cosmopolita de Praga es la calle Na příkopě, que enlaza la Plaza de la República con el sur de la Plaza de Wenceslao. Allí también el ambiente y la decoración no fallan a nuestras expectativas, aunque bien es cierto que nos puede recordar a otras ciudades del mundo. Digamos que es menos personal, un tanto más frío. Quizás porque las callejuelas de la ciudad vieja son capaces de seducirnos con mucha más facilidad. Aún así ésta no puede faltar en cualquier ruta navideña por Praga que se precie. Sobre todo porque nos lleva a otro lugar que se vuelve más impresionante aún en estas fechas.

Navidad en Praga

La Plaza de Wenceslao está invadida completamente por los colores de la Navidad, dejando atrás las escenas de los tanques en blanco y negro de una primavera cada vez más lejana. Y es que a falta de uno, cuenta con dos mercadillos navideños. El primero y más grande en la base, enlazando con la recién mencionada Na příkopě. El segundo es arriba del todo, prácticamente a los pies del Museo Nacional y de la estatua de San Wenceslao, el patrón de Bohemia. Entre medias cientos de miles de bombillas iluminan en hilera los árboles del bulevar más emblemático de Praga.

Mercado de Navidad de la Plaza de Wenceslao (Praga)

Se puede decir que los fines de semana esta Plaza de más de 600 metros de largo por 60 de ancho está tomada por los ciudadanos que no desean perderse los espontáneos conciertos en vivo y en directo de los músicos callejeros, hacerse con sus trdelnik preferidos y buscar las novedades decorativas de cada año. Es, tras la de Staromestské námestí, el alegato navideño más multitudinario y cuidado de la capital checa, aunque se hace a más velocidad que éste. Por Wenceslao se pasea, mientras que en la Plaza de la Ciudad Vieja uno se queda a vivir su Navidad particular.

Árbol de Navidad en Praga (Plaza de Wenceslao)

Y para rematar…

No nos podemos ir de Praga sin visitar este último mercado. Me refiero al Mercado Navideño de Havel (Havelské tržiště), dentro nuevamente de la ciudad vieja pero a no más de cuatro minutos continuando rectos por la parte baja de la Plaza de Wenceslao. ¿Y por qué no puede faltar en nuestra ruta? Porque por antigüedad y estatus el Mercado de Havel es el más antiguo de Praga, celebrándose desde el año de 1232, por lo que acercarse hasta aquí es viajar en el tiempo y rendir cuentas al que probablemente, sin ser el más grande, sea uno de los mercadillos más vetustos de tierras centroeuropeas que siguen funcionando hoy día.

Puesto de medovina en un mercadillo navideño de Praga

Aún así nos seguirán quedando senderos, sorpresas, árboles, adornos y mil maneras de celebrar la Navidad en Praga, a su manera y a nuestra manera. Lo que no me cabe ninguna duda es que aquí encontré uno de los mejores escenarios navideños que he podido disfrutar en mi vida. Y es que volver a República Checa por tercera vez fue todo un regalo que no hubiera cabido en la chimenea más grande del mundo.